Efectos TLC en LAS PYMES Colombianas

Click here to load reader

  • date post

    14-Oct-2015
  • Category

    Documents

  • view

    4
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Efectos TLC en LAS PYMES Colombianas

  • Efectos del TLC Colombia-EUA en las PYMES colombianas 57

    Pascual Amzquita Zrate*

    Efectos del TLC Colombia-EUAen las PYMES colombianas

    Anlisis EconmicoNm. 50, vol. XXIISegundo cuatrimestre de 2007

    (Recibido: septiembre/06aprobado: marzo/07)

    Resumen

    Despus del intento fallido de conformar el ALCA, el gobierno de Estados Unidos ha adopta-do como poltica comercial la realizacin de TLC en especial con los pases Latinoamerica-nos y actualmente Colombia est en las negociaciones de uno de esos tratados. Las peque-as y medianas empresas, PYMES, que conforman parte muy importante del sector producti-vo colombiano, sern uno de los sectores que sufrirn los efectos del convenio. En estedocumento, que hace parte de una investigacin que el autor adelanta en la UniversidadSergio Arboleda de Bogot, se hace un anlisis sobre los efectos previsibles de ese TLC enlas PYMES.

    Palabras clave: TLC, PYMES, Colombia, modelo ricardiano, globalizacin, ventajas compa-rativas, proteccionismo, librecambio.Clasificacin JEL: F1, D2, O17, 054.

    * Profesor-Investigador de la Escuela de Negocios y Ciencias Empresariales de la Universidad Sergio Arbole-da, Colombia, ([email protected]).

  • 58 Amzquita

    Introduccin

    El librecambio se presenta como la forma ms eficiente para aumentar el bienestary la riqueza de las naciones. Bajo esa ptica se justificara la celebracin de trata-dos de libre comercio (TLC), de acuerdo con el bicentenario principio de las venta-jas comparativas de David Ricardo, no obstante que varios supuestos sobre loscuales se basa no se dan en el comercio actual (vase Amzquita, 2003). Entremuchas otras distorsiones, predomina el monopolio, hay prcticas proteccionistasy el Estado ejerce un principalsimo papel en la marcha de la economa, an lospases en los cuales se postula la no intervencin. A estas distorsiones Colombiadebe sumar su atraso, que se refleja en problemas estructurales de buena parte delas PYMES, todo lo cual se traduce en notoria desventaja para competir,retroalimentada a medida que la economa se internacionaliza.

    Para abordar estos asuntos, este documento se ha dividido en los siguien-tes apartados: los modelos de comercio internacional, impacto en las PYMES de TLCsuscritos por pases latinoamericanos y probable impacto del TLC en las PYMES deColombia, finalmente se presentan las conclusiones.

    1. Los modelos del comercio exterior

    Un amplio sector de la literatura especializada seala que los ejemplos usados parademostrar la hiptesis de las ventajas del comercio internacional (los pases delSudeste asitico) no revelan lo que se quiere resaltar sino lo contrario, que se desa-rrollaron con un modelo centrado en el mercado interno (Ahumada, 1996; Woo,2004), al punto de inducir a la inversin extranjera a desarrollarlo (Mortimore yKatz, 2001). Por su parte China, si bien ha mostrado un inusitado crecimiento de susector exportador, presenta cifras ms contundentes en relacin con su mercadointerno. Puesto el asunto en trminos tericos, Krugman y Obstfeld plantean:

    El crecimiento sesgado hacia la exportacin tiende a empeorar la relacin de intercambiode un pas que crece y a beneficiar al resto del mundo; el crecimiento sesgado hacia laimportacin tiende a mejorar la relacin de intercambio de un pas que crece a expensasdel resto del mundo. (2001: 106).

    Ms adelante los mismos autores sintetizan:

    La direccin de los efectos de la relacin de intercambio depende de la naturaleza delcrecimiento. El crecimiento que est sesgado hacia la exportacin (crecimiento que ex-

  • Efectos del TLC Colombia-EUA en las PYMES colombianas 59

    pande la capacidad de una economa para producir los bienes que exportaba inicialmenteen mayor medida que la de producir bienes que compiten con sus importaciones) empeo-ra la relacin de intercambio. (2001: 118).

    En competencia perfecta cuando dos economas intercambian las mer-cancas en que tienen ventajas comparativas en el sentido ricardiano, el resultadoser el aumento de la produccin. Pero la cuestin es dilucidar quines sern losbeneficiados, punto en el que Ricardo nada concluy. Krugman y Obstfeld sostie-nen: La distribucin [entre pases] de las ganancias del comercio dependen de losprecios relativos de los bienes (2001: 36), en tanto que los precios relativos impli-ca tambin una tasa de salario relativo. As, el comercio beneficia al factor bsicoen las exportaciones pero golpea al factor que compita con las importaciones.

    La medicin de los efectos del comercio exterior est ensombrecida porel predominio del comercio intrafirma (entre matriz y subsidiarias) sobre el co-mercio intraindustrial. Los TLC ponen el nfasis en el primero a travs del trata-miento nacional a los inversionistas extranjeros, seguridad de las inversiones,estabilidad cambiaria y monetaria y otros aspectos macroeconmicos envueltosen esos acuerdos.

    A pesar de la dificultad para medir el comercio intrafirma, hay investiga-ciones aproximativas. La OCDE indica que para 1990-1999 signific para Japn28.6% de las exportaciones y 14.8% de las importaciones y para Estados Unidos32.1 y 46.7% respectivamente (Durn y Ventura-Dias, 2003). En el caso latinoame-ricano dicha cifra est asociada al peso de las trasnacionales en el total del comer-cio exterior y se traduce en que parte de las ganancias resultantes queda en manosde las firmas trasnacionales as aparezcan en las estadsticas como nacionales. Es-pecficamente es el caso de las maquilas, cuya nica retribucin factorial en el pasmaquilador son los salarios.

    La especializacin ricardiana favorece el factor abundante y las ganan-cias estarn en el bienestar derivado de disponer de ms bienes y servicios, pero noes claro cmo se mide ese bienestar y quines las captan, lo cual depende de laretribucin a los factores. Como el factor abundante es por definicin barato y debemantenerse as para seguir compitiendo, lo que garantizara la extensin de losbeneficios a la mano de obra es que en el pas en cuestin haya un sistema tributariorealmente redistributivo, punto en el que ni Colombia ni Amrica Latina se desta-can. Schumpeter (1984) llama la atencin sobre el hecho de que el comercio inter-nacional no es entre naciones sino entre particulares, por lo que las gananciasque presuntamente obtiene una nacin con l, empieza con una falacia de composi-cin. En palabras de Oyarzun:

  • 60 Amzquita

    En la teora del comercio internacional, los Estados nacionales son los que fungen deagentes econmicos. Aunque esto puede haber sido una convencin til en ciertos con-textos, no debemos olvidar que, sobre todo en cuestiones de bienestar y poltica pblica,los agentes econmicos bsicos son los individuos, las familias, las empresas, los sindica-tos, los grupos de presin... la necesidad analtica de agregar no debe hacernos pensar quelos Estados son sujetos de derechos y capaces de sentir bienestar (1994: 25).

    Otro beneficio surge de la disminucin de precios al consumidor por lacompetencia entre productores nacionales e internacionales. No obstante, hay evi-dencia en contra: En Mxico, entre 1995 y 2004, mientras los precios al productorbajaron entre 35% y 60%, los precios al consumidor subieron 200% (Cancino,2004). Para Colombia entre 1992 y 2006 la variacin de precios al productor fue de170.71% mientras al consumidor fue de 199.73.

    Para adecuar los postulados ricardianos a la economa del siglo XX,Heckscher-Ohlin formularon la teora de las proporciones factoriales que analizala proporcin en que los factores productivos estn disponibles en los pases quecomercian y la proporcin en que son usados, considerando que el comercio no essimple intercambio de bienes o servicios sino de factores abundantes. Ello induci-ra a la especializacin o, an ms, a la divisin internacional del trabajo.

    Leontiev contrast la teora Heckscher-Ohlin. Usando datos de 1947mostr que EUA, lejos de especializarse en la exportacin de bienes intensivos encapital, tambin exportaba bienes intensivos en mano de obra, aunque otros pasesgozaban de una mayor dotacin relativa de este factor. Es la Paradoja de Leontiev.Significa que el comercio mundial no va en la direccin que pronostica aquellateora salvo de manera marginal. Varias explicaciones son posibles, pero la eviden-cia en todo caso incita a continuar en el camino de la contrastacin de las deduc-ciones lgicas de los teoremas del comercio internacional (Schwartz, 2001: 44).

    Algo similar acontece en China, cuyas exportaciones en bienes intensi-vos en capital son significativas. Rodrik (2006) muestra cmo ms que las ventajascomparativas (abundante y barata mano de obra) o los mercados libres, lo queexplica su xito exportador es la planificacin estatal para impulsar exportacionesen sectores avanzados como los productos electrnicos, que de otra forma no sehubieran desarrollado. Su investigacin muestra que el Estado no slo impuls alos sectores fuertes (con ventajas comparativas) sino a los dbiles.

    De manera que hay gran controversia sobre el beneficio que acarreara elcomercio internacional (Goldberg y Pavcnik, 2006). Para el caso colombiano Goldbergy Pavcnik (2005) sealan que no hay evidencia sobre reduccin de la pobreza deriva-da de la gran liberacin comercial emprendida en el pas entre 1984-1995. Por el

  • Efectos del TLC Colombia-EUA en las PYMES colombianas 61

    contrario, hubo aumento de la pobreza, no obstante que era de esperar mejora atravs de los efectos en el equilibrio general de la economa, la reduccin de preciosde los bienes y el efecto potencial en el crecimiento. Para Mxico, los salarios en lasmaquilas son significativamente menores que en el resto de industrias.

    As se abre paso otra teora para explicar los actuales flujos del comerciomundial. En realidad no compiten empresas aisladas sino respaldadas en mayor omenor medida por su Estado. Las ventajas comparativas no son estticas s