ELDESARROLLO DELOS APARTADEROS INDUSTRIALES EN RENFE · RENFE di^spone de vagones específica-mente...

of 6 /6
ELDESARROLLO DELOS APARTADEROS _ INDUSTRIALES EN RENFE I ^ ^ ^ ^ ^ ^ ^ ' , , ' ^ , I i^^ ,I, ,I I II, , I n , I I I ^ ^ , I^ ,I, ,I, ,I^ I .I , ^ ^ ^ I , ^^ I.

Embed Size (px)

Transcript of ELDESARROLLO DELOS APARTADEROS INDUSTRIALES EN RENFE · RENFE di^spone de vagones específica-mente...

  • ELDESARROLLO DELOS APARTADEROS_ INDUSTRIALES EN RENFE

    I ^ ^ ^ ^ ^

    ^ ^ ' , , ' ^ ,I i^^ ,I, ,I I II, , I

    n

    , I I I ^ ^ , I^ ,I,

    ,I, ,I^ I .I , ^ ^ ^ I , ^^ I.

  • ONSIDERANDO el trfico de mer-cancas en rgimen de vagn com-pleto, ms del 80 por 100 delmismo se origin en 1974 en apar-

    taderos industriales, de los que exis-tan 1.685 en dicho ao. El volumen totalfue de 28,9 millones de toneladas, y losingresos se aproximaron a 8.500 millonesde ^pesetas. De esos 28,9 millones de tone-ladas, 27,7 .millones tenan su recepcinasimismo en apartaderos industriales.

    La importancia y el crecimiento de estamodalidad del transporte han determina-do la elaboracin por parte de Renfe deun plan destinado a promover los acuer-dos necesarios para la construccin deapartaderos. Uno de los objetivos de eseplan es el de informar a las empresas quereciben y envan volmenes ^considerablesde materias primas o productos termina-dos sobre la conveniencia y las ventajasde todo orden que signifi^ca dis^poner deun apartadero propio.

    QUE SON LOS APARTA^DEROSLos a^partaderos industriales consisten

    en terminales ferroviarias privadas. Sufuncin es la de en'lazar la red viaria deREN^FE con los puntos de origen deltransporte, con los centros de producciny/o destino y con los centros de consumoo distribucin de mercancas. De esta for-ma se consigue una ventajosa continui-dad en la realizacin de un transporteferroviario directo entre origen y ^destino.

    Los apartaderas industriales posibili-tan en general el transporte de ^cualquierti^po de mercancas, tanto productos agr-colas como industriales, tanto unidadesde peso medio como las de considerablevolumen y densidad. Para atender la va-riada gama de cargas a transportar,RENFE di^spone de vagones especfica-mente adecuados a cada tipo de mercan-cas: tolvas para minerales, cisternas paralquidos, plataformas para productos si-derrgicos, etctera.

    El volumen de trfico, tanto de recep-cin como de expedicin que hace nece-saria o conveniente la construccin de una^partadero es bastante relativo. En reali-dad, la rentabilidad depende de muchosfactores, como son la estacionalidad deltransporte, la distancia entre la fbrica oel almacn y la va RENFE; el recorridode la mercanca, etctera. Sin embargo,como ejemplo de los amplios mrgenesentre los que resulta adecuada una ins-talacin de este tipo puede apuntarseque actualmente existen firmas con apar-taderos ^propios, que mueven tan slounas 3.000 toneladas anuales, frente aotros que sobrepasan las 750.000.

    La decisin de construir un apartaderorequiere, por tanto, un estudio especficoen cada caso, de modo que se contemplenen particular aquellas variables que inci-den en la viabilidad de la instalacin yen la rentabilidad de su funcionamiento.

    CARACTERISTICASDE LA INSTALACION

    Como normas generales relativas a lascaractersticas de instalacin, pueden se-alarse las siguientes:

    ^os aspectos de apartacieros industrtales.Abajo, instalaciones de Gas Madrid, en Hnr-

    taleza.

  • ^ -

    ^ii - 4^^-`1i,^-^`

    ^.

    A Ia izguierda, instalaciones de Uninsa, en Aboo (Gijn). A la derecha, puerto para minerales en Ro Tinto, Huelva.

    - Las vas, sobre todo las de intercambiode vagorres, deben instalarse horizontal-mente, o, a lo sumo, con pendientes queno superen el 2 3 por 1.000.- Los radios de las curvas deben estu-diarse especialmente, en funcin del tipode vagones y locomotoras o locotractoresque vayan a circular por ellas.- El estudio de las vas, tanto del apar-tadero en s como de la red interior a lafactora, debe ser Ilevado a^cabo por untcnico, y conviene efectuarlo antes desituar definitivamente los edificios, alma-cenes, silos, etctera. Hay caractersticasgeomtri^cas y funcionales, como dis^posi-cin de aparatos de va, longitudes de lamisma y otras, que es preciso respetary considerar desde un principio para evi-tar en el futuro dificultades o perturba-ciones d:fciles de subsanar.- No son aconsejables las rampas fuertesen las vas interiores, ya que obligan aemplear tractores de mayor potencia y adisponer vas de seguridad y calzos.- Cuando la5 vas de un apartadero de-ben atravesar calles, carreteras o super-ficies pavimentadas, es necesario dispo-ner contracarriles, o, mejor an, carrilesde garganta.

    Para evitar la multiplicidad de unionesde las vas del apartadero con las vasgenerales, se puede recurrir a los siguien-tes sistemas:- Utilizacin conjunta del apartaderopor diversos clientes o concesionarios.- Disposicin de una va madre deapartaderos, de la cual arrancan todoslos apartaderos de una misma zona.

    Actualmente existen cerca de 1.800 apar-taderos distribuidos por toda Espaa, co-rrespondientes a las industrias ms im-portantes, y tambin a las de tipo medio,con actividades que abarcan distintos

    procesos de tratamiento de la mercanca,produccin y distribucin, almacenaje,etctera. Son bastantes las que disponende una autntica red de distribucin fe-rroviaria, y alguna de ellas, con ms de50 apartaderos, que comunican entre slas respectivas factoras.

    DESARROLLO ACTUAiI.El ritmo de construccin actual es pa-

    ralelo lgicamente a la creacin de nuevasindustrias y almacenes, en estrecha cone-xin con el desarrollo general del pas.La necesidad de disponer una infraestruc-tura racionalizada en nuevas reas indus-triales es tambin una de las circunstan-cias que influyen en la construccin deapartaderos.

    En el cuadro siguiente se relacionanalgunos de los Polgonos y Polos de De-sarrollo que disponen de accesos y apar-taderos construidos en los ltimos aos.Por otra parte, interesa sealar que REN-FE estudia actualmente la dotacin deservicio ferroviario en otras zonas indus-triales en las que se prev un importantepotencial de trfico.

    Albacete (Polgono de Cam^pollano).Badajoz (Polgono de El Nevero).Burgos (Polo de Desarrollo).Burgos (Polgono Allende Duero).Cdiz (Campo de Gibraltar).Crdoba (Polo de Desarrollo).Granada (Polo de Desarrollo).Guadalajara (Polgono de Henares).Huelva (Polo de Desarrollo).La Corua ( Polgono Comercial de Ma-

    yoristas).Oviedo (Polo de Desarrollo).Sevilla (Polo de Desarrollo).Tarragona (Polgono Francol).Valencia (Polgono de Vara de Cuart).Valladolid (Polo de Desarrollo).Zaragoza (Polo de Desarrollo).

    Para las empresas comerciales o indus-triales, la utilizacin de apartaderos pro-pios, bien para acoplamiento de materiasprimas, bien para distribucin de mer-cancas, presenta una serie de ventajasque inciden tanto en los aspectos tcnicoscomo en los econmicos. Seguidamente,se mencionan algunas de dichas ventajas,agrupadas segn diversos conceptos b-sicos.

    V ENTAJAS

    - Seguridad de entrega de la mercancao, en su caso, obtencin de la indemniza-cin correspondiente.- Estabilidad de las tarifas y preciosconvenidos.- Regularidad en los plazos de trans-porte.- Sistemas de pago aplazado a travs detarjetas de crdito.- Independencia de las condiciones cli-mticas para la realizacin del trans-porte.- Margen temporal para carga y descar-ga, ya que el cliente dispone de ocho ho-ras a partir de la entrega del vagn paraciertas aperaciones.

    VENTAJAS ^DE LOS APARTADEROSINDUSTRII.ES

    a) Inherentes a su propia utilizacin.- Utilizacin de cada apartadero en for-ma exclusiva e independiente p o r elcliente.- La instalacin de las vas no es costo-sa y apenas exige gastos de manteni-miento.- El espacio ocupado por las vas es in-ferior al que necesitan otros medios detransporte.- No existen los inconvenientes deriva-dos del consumo de energa (importacin ).

  • - No afectan los lmites de carga v ve-locidad de la carretera.- Permiten mantener una dotacin id-nea para la carga o descarga rpidas dela mercanca.

    b) Derivadas de la racionalizacin deltransporte.- El trans^porte ferroviario Pntre apart_deros es directo, de domicilio a domicilio;puerta a puerta=), sin rupturas de car-

    A 1a derecha,puerto de El Mu-

    sel, en Gij6n.

    Arriba, CementosPoriland de La-cunZa (Navarra).A b a j o, factorae Uninsa (Astu-

    rias ).

    ga, al suprimirse los transbordos y aca-rreos en origen y destino.- Eliminacin de posibles deterioros dela mercanca.- Posibilidad de disponer de unidaries detransporte de acuerdo con las necesidadesde produocin, distribucin o consumo:^^n solo vagn, compcsiciones de variosvagones, o trenes completos.- Reduccin de los ciclos de transporte

    si se programan trenes de horario fijo ycon regularidad temporal: diarios, sema-nales, etctera, de acuerdo con las necesi-dades del usuario.

    - Posibilidad de acuerdos especiales encada caso en cuanto respecta a las tarifas,aplicndolas segn volmenes, recorridos,frecuen^ia, naiuraleza de ia mercanca, et-ctera...

    Consecuentemente con todas estas ven-

  • trenes completos, etctera). Todo ello pro-duce como consecuencia inmediata pre-cios y plazos de entrega de gran interspara los usuarios. Razones ambas que jus-tifican y explican el creciente inters delas ms importantes empresas en efectuarsu transporte a travs de derivacionesparticulares.- En cuanto al volumen de trfico se re-fiere, las cifras actuales de recepcin yexpedicin a travs de apartaderos alcan-zan los 27,7 y 28,9 millones de toneladas,respectivamente. Y es importante sealarel constante incremento anual que expe-rimenta este volumen.

    tajas, se consigue un servicio de trans-porte ferroviario en el que destacan fun-damentalmente la calidad del servicio querecibe el usuario y la economa de gas-tos por tonelada transportada. Todo locual repercute en beneficio de la empre-sa, de RENFE y tambin, pociblemente,del consumidor, al reducir el precio finaldel producto.

    La trascendencia que para la atencin

    del trfico de mercancas ofrecen losapartaderos industriales, y la importanciadel volumen de trfico que -se mueve des-de ellos, se evidencian por dos hechosfundamentales:

    - Desde el ^punto de vista de la calidaddel servicio, los apartaderos industrialespermiten la realizacin del transporte, deorigen a destino, sin rupturas de cargay en grandes unidades (lotes de vagones,

    COSTE DE CONSTRUCCION

    El coste de construccin de las vas delapartadero cambia segn las caractersti-cas de cada caso y de las condiciones to-pogrficas. No obstante, se ^puede estable-cer con carcter general un coste actualde unas 4.000 pesetas el metro lineal deva. La longitud de las vas depende delas necesidades del usuario, pero comomnimo ha de alcanzar dimensiones sufi-cientes para la carga y descarga simult-nea del nmero mximo de vagones pre-visibles.

    Como regla general, las obras de cons-truccin, ampliacin o modificacin dederivaciones particulares sern a cargo deRENFE en las instalaciones a realizar ensus terrenos, y a cargo del cliente en lasir.stalaciones que se llevan a cabo en losterrenos de propiedad o disposicin delmismo, siempre que el trfico compensela inversin de RENFE.

    Sin perjuicio de lo anterior, en algunoscasos, pueden negociarse y convenirsecon el cliente otras formas de distribu-cin de los costes del apartadero, en fun-cin de la promocin del trfico.

    RENFE puede ejercer la facultad deexpropiar los terrenos necesarios para eltrazado del apartadero cuando concurranlas circunstancias previstas para expro-piaciones ferroviarias.

    RENFE desea ofrecer al cliente un ser-vicio de la mayor eficacia, en el momen-to y plazo oportunos, para lo cual tratade agilizar todos los trmites de estudioe instalacin de un apartadero. Para ello,se han reducido el nmero de direccio-nes o departamentos que deben interve-nir directamente con la empresa solici-tante.

    Todas las actuaciones se han centrali-zado en la Direccin Comercial, que con-tacta con el cliente, a travs de sus ser-vicios comerciales, sin perjuicio de la in-tervencin que corresponde a otros rga-nos de RENFE dentro de sus com^peten-cias, ya sea en la fase previa del estudiode las solicitudes o en la posterior, deconstruccin de las instalaciones. En todocaso, la Direccin Comercial acta coor-dinando la actuacin de dichos rganos.

    El plazo mximo para realizar los es-tudios de viabilidad de una solicitud es dedos meses. Los resultados del estudio secomunican al cliente. Y, si procede, sesuscribe con l un contrato sobre explo-tacin y caractersticas es^pecficas delapartadero. E1 apartadero puede quedarconstruido y en condiciones de operativi-dad en un plazo generalmente inferior aseis meses. ^n

  • PROBLEMASDE LaLINEA

    ELECTRI N' ICADAD ^ MESA NEGRA

    (A RIZO NA)Como es sabido, los ferroca-

    rriles americanos no tienen de-masiados trayectos electrifica-dos, especialmente por lastarifas realmente b a j a s quehasta fecha reciente tena elpetrleo en d i c h o pas, quepermiti pasar de la traccinvapor a la Diesel sin los gran-des desembolsos que hubieraexigido la infraestructura deuna electrificacin masiva delneas.

    Pese a ello, e s t e principioempieza a estar en revisin, yya hay algunas empresas conimportantes proyectos de elec-trificacin. Un ensayo que pue-de considerarse piloto en sugnero fue el realizado en lalnea de Mesa Negra, en Ari-zona.

    Se trata de un ramal minerode 125 kilmetros de longitud,que une las minas de carbnde Mesa Negra con la centraltrmica del lago Powell, en Ari-zona, donde se consume dichomineral.

    Cuando se construy la lnease pens en la traccin elctri-ca como la ms econmica, yaque consumira la producidaen la propia central. EI tipo deelectrificacin escogido fue lade corriente alterna a 60 Hz. ala tensin de 50 kilovatios, loque permita un sistema dealimentacin desde un slo ex-tremo de la lnea, sin ningunasubestacin intermedia. La ge-nerosidad del glibo y la exis-tencia de una sola obra de f-brica -un puente- en todo elrecorrido, permita establecerfcilmente el oportuno aisla-miento al posible contacto conla catenaria.

    El servicio de trenes e s t completamente automatizado,y se previ en un principio queh a b r a tres circulaciones enambos s e n t i d o s, con lo queconseguira un trfico diariode 30.000 toneladas de carbndurante seis das a la semana.

    Este ensayo ha despertadointers entre los tcnicos ferro-

    En los ltimos aos se han renovado en los Estados Unidos uttos cin-cuenta mi1 kilmetros de va, que han sido colocadns, generalmente,por mquinas como la de la fotografa, que en una serie de procesoscolocan las traviesas, las planchas y 1os rales e incluso gua los tira-

    fondos, evitando as das de trabajo exhaustivo.

    viarios, no slo de los EstadosUnidos sino de otras partesdel mundo. Pero despus dedieciocho meses de funciona-miento parece que ofrece se-rios problemas en la explota-cin, que probablemente modi-ficaron las premisas en que sebasa.

    En primer lugar, parece serque la va ha experimentadoserios quebrantos por el pasode trenes de cien vagones, que,aunque de bogies, llevan unacarga de 122 toneladas, remol-ca^dos por locomotoras t i p oCo-Co de 30 toneladas por eje.Ello ha trado c o m o conse-cuencia el desgaste prematurode los carriles y, sobre todo,la rotura sistemtica de las tra-viesas tipo monobloque de hor-mign a r m a d o, pese a quecada una t i e n e un peso de340 kilogramos.

    Esta circunstancia ha deter-minado que la cnmpag eYpl,p_

    tadora procediera al cambiodel citado tipo de traviesas por

    otras de madera, aunque sernnecesarios 20 millones de d-lares para renovar la va porcompleto, cifra importante sise piensa que la construccinde la misma cost 54 millones.

    Igualmente han acusado cier-tos fallos el automatismo de laconduccin de las locomotoras,que en nmero de tres remol-can cada tren.

    Se estudia tambin cambiarel parque de vagones para re-ducir el peso de los t r e n e s,vendiendo los actuales p a r aadquirir otros de slo 100 to-neladas de capacidad.

    -Evidentemente este es une j e m p 1 o digno de tener encuenta, pues hasta a h o r a latendencia pareca ser la deaumentar en lo posible el vo-lumen de carga por tren parareducir el nmero de circula-ciones y con ello los gastos deexplotacin. El caso del ferro-carrii de Mesa Negra p u e d esuponer una revisin de estosprincipios. n J. K.