Soñadores con sueldo

of 37 /37
SOÑADORES con sueldo* *Pequeñas historias de triunfo en un panorama laboral en crisis Abril de 2012

Embed Size (px)

description

Suplemento periodístico realizado por alumnos de Periodismo de la Universidad de Navarra, que trata de dar una visión completa de la realidad laboral española, poniendo énfasis en contar historias de personas que han logrado alcanzar sus metas profesionales. Estas personas, además de trabajar en lo que siempre habían soñado, cobran por ello.

Transcript of Soñadores con sueldo

  • SOADOREScon sueldo*

    *Pequeas historias de triunfo en un panorama laboral en crisis

    Abril de 2012

  • ndice

    6 8 10

    11-31

    34 36

    La reforma laboral

    De profesin, becario

    4

    El empleo en cifras

    Profesionesemergentes

    Ellos s lo lograron

    Profesionesinesperadas

    De mayorquiero ser...

    Espaolespor el mundo

    Los 30 datos que mejor de nen la situacin actual del mercado de trabajo

    La visin ilustrada y humorstica del cambio en la legislacin

    Una etapa intermedia que cada vez se alarga ms

    El siglo XXI ha trado consigo nuevos tipos de empleo

    Muchas personas acaban trabajando en temas que poco o nada tienen que ver con sus estudios32

    Los trabajadores del maana nos cuentan sus proyectos para un futuro no tan lejano

    Emigrar en busca de empleo es un fenmeno creciente en nuestro pas

    Es posible soar con una profesin en medio de una tasa de paro juvenil del 48,56%? Los pronsticos no son muy favorables. Las opiniones, tam-poco. Generacin ni-ni, Genera-cin Y Con el paso de los aos aumentan las formas de bautizar la situacin y el carcter de la juventud del siglo XXI. La ltima es gene-racin perdida -palabras que se referan a los escritores de entreguerras-, una expresin que hoy se recupera para hablar de todas aquellas personas de entre veinte y treinta aos cuyos sueos se estn viendo truncados por una cri-sis que empez mucho antes de 2008. Sin embargo, el camino anterior y posterior de la crisis ha tenido algo positivo: ha fomenta-do la creatividad. Es creativo el que sobrevive con un sueldo precario, sin coche y sin casa propia, o el que adquiere un trabajo que no tiene nada que ver con sus estudios. Igual de creativa fue la invencin del trmino mileurista por la barcelonesa Carolina Alguacil en 2005, que escriba una carta a El Pas para mostrar a los lectores su realidad de vida y la de tan-tos jvenes: Es la persona que no gana ms de 1000 euros, gasta ms de un tercio de su sueldo en alquiler, no ahorra, no tiene casa, no tiene coche ni hijos y vive al da. El socilogo Jos Flix Tezanos podra completar la de ni-cin de Carolina: Dos tercios de la poblacin juvenil de Espaa tiene una situacin econmi-camente precaria. Entonces es cuando se habla del mileurista, que al menos es afortunado por-que cobra mil euros. Otras personas trabajan como becarios cobrando nada o prcticamente nada, o van saltando entre contratos tempo-rales. Tenemos una experiencia de trabajo y familia asentada, pero no nos damos cuenta de la angustia tendencial que se est creando en los jvenes. No hace falta continuar con este discurso: solo hay que mirar las noticias, buscar en inter-net, preguntar a amigos o conocidos tema y enfoque estn ms que trillados. Lo que proba-blemente no se oiga tanto son las historias de aquellas personas que, contra toda previsin de tempestades, han luchado por un sueo y lo han logrado; pero no un sueo cualquiera, sino una ilusin que tiene tanta fuerza y es tan intrnseca al ser humano como una vocacin profesional. Si le interesan esas historias, si espera leer las palabras de nimo en vez de desnimo, y de lucha en vez de abatimiento, en estas pginas podr encontrarlas. Soa-dores con sueldo es una muestra de jvenes que tienen ilusin y que, a base de esfuerzo y constancia, han colmado sus aspiraciones y lu-chan por mantenerlas. De la mano de nuestros protagonistas, se imprimen otros re ejos de la realidad laboral de nuestros das con el n de enmarcar en un contexto concreto las batallas que este equipo se ha propuesto mostrar a los lectores. Estas batallas no son relatos de un n, sino de un principio. Y lo que esperamos de ellas es que abran caminos de esperanza ara aquellos jvenes que estn cansados de anhe-lar algo y encontrarse con respuestas escpti-cas. Soadores con sueldo es la otra cara de la moneda, el apa que tambin hace falta a una juventud abrumada por el miedo a un fu-turo que se presenta difcil, pero que no podr enfrentarse si no se empieza por mantener la con anza en uno mismo.

    Pintor

    PolticoCient ca

    BailarnEscritor

    FutbolistaCorresponsal de guerra

    Director de orquesta

    Director de cine

    Diseador

    10 ejemplos de esfuerzo e ilusin para alcanzar la profesin soada

    Un futurodiferente

    Nuria MoralesDirectora

    Directora Nuria Morales Subdirector Sergio Clavero Director de diseo Javier Prez Ayudante de diseo Cristina Graell Ilustra-dor Philip Muller Editor Javier Marrodn Redactores Sergio Clave-ro, Candela Duato, Cristina Graell, Mara Lachiondo, Mara Martnez, Nuria Morales, Philip Muller, Javier Prez, Francisco Villacampa

  • 5.27

    3.60

    0par

    ados

    Las cifras

    Espaa

    22,46%es la tasa de paro masculina. Es decir, de cada 100 hombres que estn en edad y con nimo de trabajar, 22,46 no encuentran empleo. De hecho, en solo tres meses (los ltimos de 2011) perdieron su trabajo 166.100 varones

    23,32%es la tasa de paro femenina. La distancia relativamente baja respecto a la masculina se ha mantenido en unos niveles similares desde 2008. Durante 2011 perdieron su empleo 196.600 mujeres, por 404.000 hombres

    1.575.000 hogares espaoles tienen a todos sus miembros activos en paro (solo en 2011 aumento en 247.000 hogares)

    408.700 ocupados menos a tiempo completo en los ltimos tres meses de 2011. Por el contrario, hubo 60.000 empleados ms a tiempo parcial, llegando al 13,81%

    4.047.900 de los parados en nuestro pas tienen nacionalidad espaola, frente a los 1.225.800 que son extranjeros

    Navarra

    3.100personas buscan su primer empleo. Representan el 7,3% del total de parados de la Comunidad Foral

    51,53%

    de los parados son varones. O lo que es lo mismo, 21.900 hombres buscan sin encontrarlo un empleo en la Comunidad Foral

    20,600

    mujeres estn en paro. Componen el 14,63% de todas las que desean un empleo y estn en edad para poder desempearlo

    Parados por sectores*

    209.600parados en el sector agrcola (+600 personas en 2011)

    246.800parados en el sector industrial (+15.000 personas en 2011)

    452.700 parados en el sector de la construccin (+13.600 personas en 2011)

    1.602.100parados en el sector servicios (+191.400 personas en 2011)

    * A estos hay que sumarles los 2.319.200 que perdieron su empleo hace ms de un ao y los 443.200 que buscan su primer trabajo

    del paro...Destacamos a continuacin los datos ms relevantes del paro. La fuente de la que se han extrado es el Instituto Nacional de Estadstica (INE); concretamente, de la ltima Encuesta de Poblacin Activa (EPA) publicada, correspondiente al cuarto trimestre de 2011

    4 I Soadores con sueldo

    Haciendo cuentasLa situacin del mundo laboral es bien conocida por todos, pero hay datos que permiten hacerse una mejor idea del panorama. Aunque el paisaje es sombro, es necesario aceptarlo antes de atisbar los rayos de optimismo que an existen.TEXTO SERGIO CLAVERO GARCA

    34,82%es la tasa de paro de la poblacin extranjera. Supera en ms de 14 puntos al de las personas de nacionalidad espaola

    13,82% es la tasa de paro. Ese porcentaje equivale a 42.500 personas paradas. Se trata de la segunda tasa ms baja de todo el territorio espaol, por detrs tan solo del Pas Vasco (12,61%)

    Abril de 2012

  • salario mnimoEspaa

    9.805.600 hombres trabajan. As, de cada 100 que aspiran a ello, 77,54 lo consiguen. Si tenemos en cuenta el total de la poblacin masculina adulta en nuestro pas, el 67,30% de lo varones mayores de 16 aos quiere trabajar y el 52,18% lo hace de hecho

    8.001.900mujeres trabajan. Suponen el 76,68% de las mujeres que quieren hacerlo. A este respecto existe un dato curioso: entre la poblacin mayor de 16 aos hay un milln ms de mujeres que de hombres; sin embargo, hay 2 millones y pico ms de varones que desean un empleo

    59,94% es el porcentaje de la poblacin mayor de 16 aos que est en disposicin de trabajar. En nmeros absolutos, se traducen en 23.081.200 personas

    3.136.100 funcionarios hay en nuestro pas, lo que representa el 17,61% del total de trabajadores. Algo ms de la mitad son mujeres (el 54,64%)

    8.846.100 hogares espaoles tienen a todos sus miembros activos ocupados (374.600 menos que a finales de 2010)

    36das de vacaciones al ao, 2,3 ms que la media de la UE. Somos el 5 pas que ms tiene, empatados con Reino Unido, Francia, Suecia y Portugal

    Navarra

    144.900 varones ocupados. Es decir, por cada hombre parado en Navarra hay 6,62 que trabajan

    120.300mujeres con empleo. Son 5,84 por cada una que se encuentra en el paro en la Comunidad Foral

    Parados por sectores

    808.500 ocupados en el sector agrcola (+4.000 personas en 2011)

    1.276.900empleados en el sector de la construccin (295.600 personas en 2011)

    2.526.300ocupados en el sector industrial (96.500 personas en 2011)

    13.195.900en el sector servicios (212.500 personas en 2011)

    ...y las del empleoEstos son los datos ms destacados del empleo. La fuente principal es tambin la ltima EPA publicada por el INE (la del cuarto trimestre de 2011), con dos excepciones: el dato del salario mnimo interprofesional est extrado del BOE, y el de los das de vacaciones, del diario Expansin, que a su vez cita el Informe Mercer

    641,40 euros/mes

    Soadores con sueldo I 5

    Jams desesperes, aun estando en las mas sombras aflicciones, pues de las nubes negras cae agua limpia y fecundante. Miguel de Unamuno

    Siempre que te pregunten si puedes hacer un trabajo, contesta que s y ponte enseguida a aprender cmo se hace. Franklin Delano Roosevelt

    personas estn en disposicin de trabajar (el 59,8% de la poblacin mayor de 16 aos). Esto supone 900 individuos ms que a finales de 2010

    307.800 265.300personas tienen un empleo. Un ao antes haba 5.900 ms, por lo que el descenso durante 2011 fue de 2,16 puntos porcentuales

    Abril de 2012

  • 6 I Soadores con sueldo

    Llora et labora

    TEXTO E ILUSTRACIN PHILIP MULLER AGUIRREEl Gobierno de Espaa ha sacado adelante su reforma laboral. Su principal objetivo es combatir el desempleo y flexibilizar el mercado laboral espaol. Como predijo Rajoy en Bruselas, le ha costado una (tibia) huelga general. Polmicas aparte, todava permanece la gran duda: servir esta reforma para acabar con la tasa de paro que azota a Espaa o solo para dar barra libre a los empresarios?

    1

    2 3

    4

    56

    79

    TEXTO E ILUSTRACIONES PHILIP MULLER AGUIRRE

    Abril de 2012

  • Empresario con puroLos convenios de empresa ten-drn prioridad sobre los conve-nios sectoriales.

    Lo llaman flexibilidadLa reforma laboral pretende flexibilizar, tambin interna-mente, a las empresas. Por eso, desaparecen las categoras den-tro del sistema de clasificacin profesional. Tambin, ante la posibilidad de un ERE, o como consecuencia de uno, el empre-sario puede cambiar la jornada de sus trabajadores.

    Un becario excelenteLa reforma laboral crea el Con-trato indefinido para empresas de menos de 50 trabajadores. Es de tiempo indefinido y ajornada completa. Tiene un periodo de prueba de un ao.

    Gitana con la bolaLos ERE no necesitarn de una autorizacinadministrativa: basta con que se d una disminucin persis-tente del nivelde ingresos durante tres meses.

    1

    2

    3

    4

    Cristiano RonaldoSe generaliza para todo despido improcedente laindemnizacin de 33 das con un tope de 24 mensualidades.

    Entrevistas y frutera PacaEl contrato indefinido tiene importantes incentivos fiscales y bonificaciones a las Seguridad Social si el que contrata es un autnomo o una PYME.

    Silla de ruedas y ancianoEl empresario decide si las personas con carga familiar, o mayores de cierta edad, o con discapacidad tienen prioridad para quedarse en una empresa que realiza un ERE.

    Basurero observa a los despedidosSi el ERE afecta a ms decincuenta trabajadores, la em-presa debe ofrecer a los despe-didos un plan de recolocacin.

    RecepcionistaLa Reforma reconoce un dere-cho nuevo de los trabajadores: el de formacin. El trabajador tiene derecho a formacin que le ayude a adaptarse a su puesto de trabajo.

    5

    6

    7

    8

    9

    Soadores con sueldo I 7

    Fuente: lexnova.esmarzo 2012

    8

    Abril de 2012

  • Las empresas no solo se modernizan en la tecnologa de su ma-quinaria, como bien mostr Chaplin en Tiempos Modernos. La forma de acceder al mercado laboral tiene tambin sus tendencias: hoy est de moda ser becario. La RAE lo describe desde hace aos como el que obtiene una beca para sus estudios, pero la realidad s supera claramente esta definicin, y quiz exige una nueva: joven desesperado por formarse pero que no deja de hacerlo, con pocas posibili-dades de encontrar trabajo fijo hasta los treinta aos (al menos en Espaa).

    Conceptos y leyesLa realidad de los becarios est teida de variopintos colores, para empezar, debido a las bue-nas o malas experiencias de cada una de las personas que han disfrutado de una beca. Para nuestra sociedad hablar de esta realidad significa refe-rirse a toda formacin que una empresa proporcione a estu-diantes o recin titulados, y en la mayora de los casos, a travs de un convenio con su universi-dad, aunque muchos estudian-tes consiguen las prcticas a travs de sus propias gestiones. De este modo, en el caso de los estudiantes universitarios, las fundaciones empresa universi-dad se encargan de regular la correcta relacin entre el em-

    La incmoda aduana hacia el mercado laboralpresario y el alumno, exigiendo un seguimiento del estudiante en prcticas por parte de un tu-tor en la empresa y cubriendo su Seguridad Social.

    El abismo tras la carreraLos que han finalizado la car-rera tienen una urgencia mayor por tomar contacto con el m-bito laboral de sus estudios, y hasta hace menos de un ao en-contraban un desorden legal en la regulacin de sus prcticas de fin de carrera que, agravado por una tasa de paro juvenil del 48,7%, ha impulsado que el gobierno tome medidas le-gales para fomentar el empleo: el 18 de noviembre de 2011 se formul el Real Decreto con el objetivo de regular las prcti-cas no laborables en empresas. Segn este decreto, los Servicios Pblicos de Empleo se encargan de regular las prcticas de los jvenes entre 18 y 25 aos que hayan finalizado sus estudios de grado, carrera universitaria o postgrado, que estn inscritos en la oficina de Desempleo y no hayan tenido un contrato labo-ral por ms de tres meses. Esta ley cubre la Seguridad Social de los licenciados y obliga a las empresas a proporcionar a los becarios un tutor y una remu-neracin del 80% del IPREM (Indicador Pblico de Renta de Efectos Mltiples). De este modo, el panorama legal de los becarios no estudiantes va to-mando forma en contra de las

    controversias que hasta ahora ha habido en cuanto a la falta de cobertura de la Seguridad Social, las remuneraciones, etc.

    El meollo: la formacinLo que ms se espera de este nuevo Decreto Ley es que real-mente suponga el fin del traba-jo encubierto que muchas em-presas han llevado a trmino a base de proporcionar becas de prcticas. Muchos son los casos de jvenes que han realizado tareas de profesionales bajo un convenio de prcticas, lo que supone que trabajen ms ho-ras por una cuanta para nada proporcionada a su labor. En el otro extremo, tambin han exis-tido durante aos los becarios que traen cafs y los que hacen fotocopias, algo que se ha con-

    vertido en un mito en nuestros das, pero que todava no deja de ser real en algunas empre-sas. El hecho es que la forma-cin es la clave que determina la legalidad de unas prcticas, y en un panorama de crisis, en que las empresas no han duda-do en aprovecharse de la mano de obra barata proveniente de los becarios, la existencia de un tutor y de una inspeccin de trabajo efectiva se hace tan imprescindible como la hones-tidad de ambos.

    Hacia la incertidumbreMs all de la experiencia la-boral, el gran valor de realizar unas prcticas como becario es la posibilidad de firmar un con-trato con la empresa cuando se finaliza la beca. La frmula ms

    recurrida por las empresas es la de hacer un contrato temporal al becario, lo que pocas veces significa que luego ofrezcan un contrato indefinido. Al final, el perodo de becario proporcio-na el nombre de una empresa para el currculum, pero poco ms en estos tiempos de crisis, cuando a las empresas les sale menos costoso hacer un nuevo contrato temporal que renovar a la persona anterior. Ms all de los becarios, la crisis econ-mica actual ha potenciado dos tendencias ms: la de los jve-nes que llegan a los treinta aos a base de contratos temporales, y por tanto, la destruccin ma-siva de empleo; y la de provocar la marcha al extranjero en bus-ca de formacin, experiencia, y por encima de todo, trabajo.

    8 I Soadores con sueldo

    Aplicar la teora a la prctica

    Conocer el mundo laboral y las empresas del sector

    Hacer posibles contactos

    Discernir la vocacin profesional

    Muchas horas y una remuneracin nula o casi

    Realizar tareas de todo tipo, menos las que deberan ser

    Minusvaloracin por parte de los compaeros

    Fin de prcticas, adis a la empresa

    Pros Contras

    TEXTO NURIA MORALES BENITO

    Para muchos recin licenciados la espera por entrar al mercado laboral es larga. Fotografa: Cristina Graell

    Abril de 2012

  • Soadores con sueldo I 9

    Ellos lo cuentan

    Alejandro Navas reco-noce que Espaa se en-cuentra ante una trage-dia laboral, ya que el perodo de becario debera ser una fase transitoria y se est prolon-gando a causa de los empresa-rios que dan continuidad a sus empresas a partir de sustituir a trabajadores por becarios. Segn el socilogo, existe un exceso de mano de obra para trabajos bsicos que se nutre de licenciados en paro y gente sobrecualificada.

    La consecuencia de esta si-tuacin, segn Navas, es un cambio en el mercado laboral que afecta a la vida de los j-venes: se termina el trabajo fijo de gran empresa o en la administracin, hay que es-tar dispuestos a la movilidad de trabajo y a los cambios de residencia. Y los espaoles se tienen que hacer a la idea de este cambio. En EE.UU un ciudadano cambia una media de 10 a 11 veces de empleo y de 5 de ciudad. La actitud de los jvenes espaoles, segn el socilogo, es acomodati-cia, debido a que se busca la mxima seguridad y hay pocos emprendedores porque todos buscan casa estable y trabajo fijo. Traducido en trminos sociales, esta acti-tud significa un capital me-nos innovador para un pas. Sin embargo, Navas tambin reconoce el creciente aumen-to de estudiantes que se mar-chan de Espaa, cifra que al-canza las 300.000 personas, y argumenta que la tradicin de pas de emigrantes se est re-tomando. En este sentido, el profesor tambin explica que los jvenes espaoles dedican ms tiempo a formarse, lo que supone por otro lado que la media de edad para contraer matrimonio alcance la media ms alta de Europa: 32 aos los hombres y 30 las mujeres.

    Catedrtico de Sociologa y antiguo decano de la facultad de Comunicacin de la Universidad de Navarra

    Fuente: Fcompass

    Miriam entr en contacto con una importante empresa del sector ho-gar con sede en Barcelona a travs de la bolsa de trabajo de la univer-sidad, que le gestion el convenio de prcticas durante seis meses. En octubre de 2011 dej de traba-jar porque la empresa inici una renovacin de su convenio de prc-ticas. Dentro de la empresa, est en el departamento de Desarrollo del Negocio:

    Es un departamento estrat-gico y transversal, que toma de-cisiones sobre los proyectos de la empresa. Mis tareas consisten en ayudar a mi jefe en todo lo que me pida, lo que hace que los

    das nunca sean montonos. La verdad es que a todos los niveles -humana y profesionalmente- est siendo una aventura, una ex-periencia, muy gratificante. Mis compaeros son gente agradable, trabajadora y constante, pero so-bre todo gente normal. No creo que me hagan indefinida pero creo que saldr bien preparada al mundo laboral, y aunque eso sea enriquecedor veo un claro prob-lema por parte de la empresa porque s que se est recurrien-do a una mano de obra barata: ejerzo funciones de una persona en plantilla pero cobrando menos de la mitad.

    Jordi hizo unas prcticas de seis meses en el peridico Mundo Deportivo. Aspirando dedicar-se a la informacin deportiva y a ser contratado por la empresa, no dudaba en quedarse hasta el cierre de la redaccin cada da, aunque su horario fuera de 17.00 a 21.00. Reciba una remunera-cin de 180 realizando las mis-mas tareas que un redactor, y se consideraba privilegiado porque le pagaban algo.

    Diez aos despus de esa expe-riencia, reconoce que quedarse en el peridico fue un sueo:

    No me dieron la opcin de que-darme. Tengo treinta aos y sigo sin tener estabilidad laboral. He trabajado en revistas y en agen-cias de comunicacin, pero en estos momentos la situacin es complicada. En mi caso, las prc-ticas no fueron una puerta de acceso al mercado laboral. Creo que todo medio de comunicacin quiere tener becarios ya que pa-gan poco y tienen ayudas fiscales, pero el tema cambia por comple-to cuando dejas de ser estudiante y pasas a ser licenciado porque las puertas se cierran.

    Simn ejerce de co-terapeuta en la asociacin para nios autistas Miram desde noviembre de 2011, cuando inici sus prcticas a tra-vs del Mster en Psicopatologa Clnica que cursa actualmente en la Autnoma de Barcelona. Ya haba hecho prcticas al termi-nar la carrera, pero decidi cur-sar un mster para especializarse y distinguirse del resto de sus compaeros. Esta decisin pa-rece haber sido la ms adecuada, ya que Miram ha ofrecido una contratacin para el estudiante en prcticas para el resto del ao y el que viene:

    Estoy muy satisfecho con mis prcticas porque en vez de ser un becario observador, como suele pasar, he participado activamente en los tratamientos, casi ejer-ciendo como un psiclogo real. Sin embargo, no estoy teniendo toda la formacin que deseara y aunque ahora me hayan contrat-ado, no s hasta cundo lo man-tendr. De todas maneras creo que soy muy afortunado porque el 90% de mis compaeros li-cenciados no tienen trabajo pese haber hecho prcticas, est claro que el mster me ha hecho sobre-salir por ser tan especfico.

    Luis disfruta de un contrato inde-finido en Alemania gracias a unas prcticas que realiz en Hannover al terminar la carrera. Supo de ellas por un tutor de la universi-dad, y para conseguirlas tuvo que pasar una prueba de ingls. La mayor dificultad la encontr en la beca concedida, que apenas le cubra el viaje en avin y los des-plazamientos por la ciudad:

    Mi empresa se dedicaba a eliminar amenazas y correos basura. Los primeros das estuve traduciendo algunos manuales,

    corregiendo y supervisando la web espaola de la empresa. De ah pas a dar soporte a los diferentes clientes: crear y programar reglas para clasificar el correo como bueno o malo. Desde el primer momento me sent valorado en la empresa. Dicen que el carcter de los alemanes es fro, pero a m me pareci lo contrario. Es gente seria pero trabajadora. Y si respondes, ellos responden. Tanto fue as, que al terminar mis prcticas me ofrecieron un contrato indefinido que, por supuesto, acept.

    Miriam Luque, 24 aos Direccin y Administracin de Empresas

    Luis Malo, 23 aos Ingeniera informtica

    Simn Garca, 23 aos Psicologa

    Jordi Fernndez, 30 aosPeriodismo

    Ejerzo funciones de una persona de plantilla pero cobrando menos de la mitad

    Nuevas generaciones de espaoles emigrantes

    Desde el primer momento me sent valorado en la empresa

    Estoy muy satisfecho porque he participado activamente en los tratamientos

    Tengo treinta aos y sigo sin tener estabilidad laboral

    Abril de 2012

  • Community managerEn el mbito de las nuevas tec-nologas han surgido figuras de gran importancia para las em-presas, que hace tan solo diez aos eran impensables. Un claro ejemplo es el community mana-ger, que es la persona encargada de gestionar la reputacin de una empresa en Internet, espe-cialmente gestionando las redes sociales, pero tambin cuidando la imagen corporativa de la mar-ca que representa. Suele ser un perfil profesional en el que pre-dominan mujeres, como se pue-de ver en la lista elaborada por El Economista. Entre los diez mejores community manager de esta clasificacin nueve son mu-jeres, aunque el que ocupa la pri-mera posicin sea un hombre.

    Posicionamiento webOtra profesin que tiene una gran relevancia, coincidiendo con la progresiva populariza-cin de internet, es el posicio-namiento web, que tambin es

    Nuevos estilos de vida, cambios profesionalesTecnologa, moda, alimentacin y ciencia son algunos de los mbitos profesionales que estn adquiriendo ms relevancia en los ltimos aos

    conocido como SEO (Search Engine Optimization). La fina-lidad de este nuevo perfil profe-sional es colocar la pgina web de una empresa en primer lugar en los resultados de bsqueda de Google. Este inters en apa-recer en la primera posicin en el buscador ms utilizado se debe a que habitualmente los usuarios solamente hacen click en los tres primeros resultados y el primero de ellos es el que ms visitas recibe.

    Por esta razn, los trabajado-res de esta profesin se han con-vertido en personal cualificado, que elabora informes acerca de las palabras que se asocian con una determinada marca al realizar bsquedas en la web y sugerir opciones de mejora a las empresas en el entorno web. Adems, contribuyen a poner en marcha acciones de posicio-namiento que buscan vincular a una empresa o marca a unos determinados conceptos o ideas en la red.

    Ingeniera verdeCambiando de tercio, otra ac-tividad cada da ms de moda es la ingeniera verde. Con el auge de la ecologa en los lti-mos compases del pasado siglo, esta profesin ha alcanzado una importancia que difcilmente podra haber adquirido en otro contexto. Las empresas han de prestar ms inters a sus emi-siones de gases debido a las legislaciones gubernamentales y acuerdos internacionales, el impacto que suponen sus acti-vidades en el medio ambiente o cmo afectan stas a la flora y fauna de estos lugares.

    Todos estos factores hacen que los ingenieros verdes sean unos profesionales muy deman-dados. La misin de este nuevo perfil es utilizar tcnicas de con-trol ms eficientes, con el obje-tivo de lograr que las empresas sean ms respetuosas con el medio ambiente. Dicho de otro modo, el ingeniero verde no solo pretende cuidar el medio ambiente, sino que ese cuidado de la naturaleza ha de traducir-se en una mejora de la empresa, en una mayor eficiencia en el proceso productivo.

    NutricionistasVinculadas al sector de los ali-mentos han surgido varias nue-vas profesiones que pretenden contribuir a la mejora de la salud. Resulta de vital importancia en los ltimos aos el papel de los nutricionistas, que ayudan a las personas que lo desean a cuidar la lnea. En una sociedad que

    se preocupa tanto por su aspec-to exterior es una profesin que encaja a la perfeccin con el tipo de necesidades que tienen los in-dividuos que viven en ella.

    Pero el papel de esta nueva profesin no se reduce a reco-mendar una determinada dieta para estilizar la figura o un modo de perder peso por problemas de salud. De hecho, ha surgido un grado universitario llama-do Ciencia y Tecnologa de los Alimentos. Este grado pretende que sus estudiantes se especiali-cen en temas relacionados con la alimentacin, el deterioro de los alimentos y, en definitiva, mejo-rar su vida til y su seguridad sin disminuir su valor nutritivo.

    Personal shopperEn ltimo lugar, es interesante apreciar la creciente relevancia del mundo de la moda y la est-tica, lo que convierte a las acti-vidades relacionadas con ella en un mbito de expansin y inno-vacin. Por eso, la figura del per-sonal shopper tiene cada vez ms inters. Este trabajo consiste en asesoramiento acerca de las com-pras que debe realizar el cliente, especialmente relativas a la deco-racin y a los artculos de moda.

    Profesiones en auge y con de-manda. Parece que la nica al-ternativa a la hora de plantearse entrar en el mercado laboral no es ser mdico o abogado. Moda, salud, naturaleza o tecnologa son campos en los que desarrollar un perfil profesional distinto a lo ha-bitual. Optar por lo de siempre o innovar? Aqu est la cuestin.

    10 I Soadores con sueldo

    Nuevos perfiles profesioNales

    Con el cambio de siglo, muchas profe-siones han desaparecido gracias a los avances tecnolgicos o debido a cambios en los hbitos de la sociedad. No cabe duda de que las actividades que nuestros antepasados realizaban hace varios siglos no tienen mucho que ver con las que ahora estn surgiendo. Estas son las llamadas profesiones emergentes. He-mos seleccionado cinco que son representativas de campos que han adquirido una importancia mayor de las que tenan antes y que ahora se han conver-tido en elementos casi indispensables para nuestra sociedad.

    TEXTO FRANCISCO VILLACAMPA GUARDIA

    Dani Calamonte

    Keka Snchez

    Marta Ruiz

    Elsa Bonafonte

    Los mejores community managers

    Fuente: Twitter

    Abril de 2012

  • Desde que tiene uso de razn, los re-cuerdos de Jos Ignacio Agorreta (Pamplona, 1963) estn asociados al dibujo. Con-sumi sus primeras pagas en materiales para pintar, y ya en-tonces soaba con viajar por toda Europa pintando con tizas en el suelo, como hacan los pin-tores que llegaban a Pamplona al comienzo de Sanfermines y se marchaban a otra parte cuando los festejos acababan. Entonces no se planteaba ser artista; tan solo quera pintar y viajar.

    Despus, lo de siempre: es-tudios y trabajo. En su caso, lo segundo le vena dado, seguir con el negocio familiar, una fe-rretera, que atenda de da. Por la noche pintaba. Ninguno de sus familiares le daba ms im-portancia a su aficin. Tampo-co sus amigos, que estaban en-cantados con que pintase pero no compartan su inquietud: A exposiciones iba yo solo. Con ellos no iba porque no les inte-resaba. Jos Ignacio trabajaba y despus pintaba, como otros podan jugar al ftbol.

    Durante aos dedic sus ratos libres (y algunas horas de sueo) a explorar a ciegas el mundo del leo. Trabaj en unos cuadros muy coloridos y expresionistas, en los que la figura humana era protagonista. Senta la necesidad de expresarse de una forma mu-cho ms violenta que la actual, ms callada y contemplativa. Carecer de estudios en Bellas Ar-tes, por otra parte, hizo que cada descubrimiento fuera novedoso y tambin le libr de un rumbo definido de antemano. Todo lo aprendi por su cuenta. Fueron diez aos de trabajo en solitario, de los 18 a los 28.

    Apoyos escasosSolo Alberto, el propietario del comercio de enfrente de la fe-rretera, hablaba de arte con Agorreta en aquella etapa de for-macin. Se dedicaba a enmarcar cuadros. Para m era como una escapada. Me escapaba un rato de la ferretera a hablar con l, l me enseaba los cuadros que le haban trado para enmarcar y hablbamos de arte. Alberto fue el nico que, entonces, se tom en serio su trabajo y le anim a no dejarlo de lado: Me deca: Manda todo a la mierda y vete de aqu, que t puedes. Aque-llos momentos, aunque peque-os, fueron importantes.

    Un nuevo rumbo apareci en su vida cuando, un buen da, el amigo de un hermano vio sus cuadros y le pregunt: Oye, y t por qu no expones? Esto da

    Un trabajo no tan distintoDedicarte a lo que ms sentido da a tu vida es lo ms satisfactorio

    para una exposicin. Pues si da para una exposicin, adelante. A fin de cuentas, si resultaba un fracaso, tal vez se le quitaba el ca-pricho de la pintura de golpe. As, con 28 aos expuso por primera vez en la galera de la Caja Labo-ral, Pamplona. Para su sorpresa, la exposicin fue bien recibida y vendi. l no daba crdito: Ha-ba gente dispuesta a pagar por mis obras. Increble.

    A la primera exposicin le si-gui una segunda en 1992 en Es-tella y lo que pareca una quime-ra iba tomando cuerpo.

    Un ao despus, y de una for-ma un tanto ingenua, como dice l, decidi que la pintura no fue-ra algo paralelo a su trabajo en la ferretera. Una decisin ingenua

    porque es arriesgadsimo, una locura, vivir del arte. Pero como es algo que llevas absolutamente dentro y que siempre has querido hacer, te lanzas a por ello.

    El momento de la decisinAdems de ingenua, fue una

    decisin dura. Al inconvenien-te de perder una estabilidad econmica se le sumaba, sobre todo, el disgusto que causaba a sus padres al dejar la ferretera. No era solo una decisin per-sonal. Tambin era familiar. El negocio se poda resentir. Saba que estaba creando una fractura familiar y tena la sensacin de estar fallando a mi familia. Pero estar destinado a trabajar de por vida en un sitio donde no estaba

    a gusto le agobiaba mucho. Son momentos de presin. De hecho, todava hoy, veinte aos despus, reconoce que a veces suea con el trabajo en la ferretera.

    Pese a eso, y despus de mu-chas horas pensando, dio el paso. Sus padres le respetaron y ayu-daron en lo que hiciera falta en el nuevo rumbo que haba dado a su vida. Eso s, no lo compartan en absoluto. Para su padre fue un disgusto, y su madre segua pensando que en algn momento se le pasara la tontera. Para la generacin de mis padres, sin estudios ni cultura, era difcil en-tender que alguien quisiera dedi-carse al arte por necesidad. Para ellos nunca dejaba de ser un di-vertimento, una distraccin.

    Sus padres tambin haban su-frido la dureza de la posguerra. No podan entender que un hijo prefiriese los avatares de una vida de artista, asociada a lo bohemio, a la seguridad econmica de la fe-rretera: Lo principal para ellos no era ese alimento intelectual o realizacin personal. Asegrate las lentejas y djate de tonteras. Aun as, sus padres respetaron su decisin, y apoyaron en lo que hiciera. nimos, ninguno.

    Se ve que tom la decisin co-rrecta. Desde 1992 ha expuesto en Bilbao, Zaragoza, San Sebas-tin, Madrid, Toledo, Barcelona, Bruselas Y siempre ha tenido trabajo. Su ltimo proyecto ha sido reformar su estudio de Etxa-bakoitz Norte para acercarlo a la gente. Sobre la ferretera, vuel-ves pasados los aos y ves que todo sigue igual, que no ha pasa-do nada porque te fueras.

    xitos aparte, lo importante para l es haber acertado. Poder dedicarte a lo que ms sentido da a tu vida es lo ms satisfactorio. Siempre est la insatisfaccin de que a cada cuadro le falta algo que crees que debera tener. Au-tomticamente te pones con otro cuadro que tal vez lo tiene o tal vez no. Esa insatisfaccin siem-pre est ah. Pero al final est la satisfaccin de tener la seguridad de que ests haciendo lo que tie-nes que hacer.

    Jos IgnAcIo AgorrEtA, PINTOr

    12 I Soadores con sueldo

    Perfiles Profesionales

    Nace en Pamplona.

    Sus primeras dos exposiciones son en 1991 en Pamplona y Estella. Recibe el primer premio en pintura de Jvenes artistas navarros.

    Expone por primera vez en Madrid, en la Sala de Cultura.

    Participa en el proyecto Seis aproximaciones al primer Dal, que se expone en la Galera Marges U. en Cadaqus y en la UPNA, en Pamplona.

    Primera exposicin en solitario en el Museo Gustavo de Maeztu, de Estella.

    Sus obras fueron expuestas en el proyecto Cinco claves de la pintura navarra,en el Parlamento navarro y en el europeo. Tambin particip en el ciclo Inter-pretaciones que organiza el Museo Oteiza.

    Para acercar el arte a la gente, reforma su estudio de Etxabakoitz Norte y comienza a abrirlo al pblico. Puede visitarse dos veces al mes.

    Ao

    196319911992200420052010

    2011

    Trayectoria

    TEXTO PHILIP MULLER AGUIRRE

    Jos Ignacio Agorreta en su taller de trabajo en Etxabakoitz Norte. Fotografa: Philip Muller

    Abril de 2012

  • Koldo Sebastin: Hay que tener una actitud de bsqueda

    El artista que pintaba as-querosos trozos de car-nes, en palabras de Mar-garet Thatcher, asisti a clases de dibujo solo durante doce me-ses cuando tena diecisiete aos. Empez su carrera diseando muebles. Decidi dedicarse al arte despus de asistir a una ex-posicin de Picasso en Pars en 1927. A su vuelta a Londres en 1929 comenz a pintar de forma autodidacta. No fue reconocido hasta 1944 con sus Tres estudios de figuras junto a una crucifixin. En 2011 un comprador lleg a pagar 27 millones de euros por uno de sus Trpticos.

    Van Gogh asisti dos veces en su vida a una academia de Bella Artes, una en Bru-selas y otra en Pars. No dur mu-cho en ninguna, porque le obli-gaban a hacer lo que no quera y no reconocan su forma de expre-sin. Van Gogh mejoraba su estilo siguiendo consejos de familiares, amigos cercanos y otros artistas a los que enseaba su obra. Le peda dinero a su hermano Theo para comprar pinturas. Muri sin ningn tipo de reconocimiento. Su famoso retrato del doctor Ga-chet es uno de los pocos cuadros de la historia que ha superado los 80 millones de dlares.

    Autodidactas...

    Francis Bacon (1909-1992)

    4

    3

    2

    1

    Vincent van Gogh (1853-1890)

    Soadores con sueldo I 13

    Pintor

    Cuenta Agorreta que cuan-do la gente se entera de que es pintor hay quien le dice: Ah, pintor, qu vida tan bohemia. Bohemia? Hasta hace poco su vida tena que ver ms con el horario de sus hijas que con los del arte: el arte deba adaptarse. Ahora las cosas han cambiado porque son adolescentes. Pero su da a da es el de una perso-na normal, el de hacer la compra y preparar la comida.

    Agorreta tiene que trabajar cuan-do la pintura est fresca, porque si no pierdo el cuadro. Una vez la pintura est seca el cuadro ya no se puede tocar. Por eso, durante tres o cuatro das tiene que estar muy disponible para el cuadro. Luego no importa que est dos das sin trabajar en ese cuadro, pero duran-te esos tres o cuatros das tiene que estar maana y tarde. Sus horarios son flexibles, pero relativamente normales. Va al estudio dependien-do del secado.

    El arte, ms trabajo que inspiracin

    Desde luego, recomendara a quien tiene la sensacin de que disfruta con esto que sea consciente de ello. Que intente ser consciente de hasta qu punto esa actividad, ese comportamiento (la creacin es un comportamiento como cualquier otro) le genera unas satisfacciones que le merecen la pena ir ms all.

    Intentar siempre ir un poco ms allNo quedarse simplemente en Esto se me da bien, sinodesarrollar en la medida de lo posible esa competencia. Como ocurre con los idiomas, cuantos ms conozcamos, ms capacidad de comunicacin tendremos. La creacin es en definitiva un lenguaje, una capacidad de expresin. Si la consigues desarrollar, muy bien; sobre todo en una cultura como la actual, eminentemente visual. Esto tiene una impor-tancia mayscula.

    Estar atentoQuien empieza a sentir esa curiosidad que no solo se dedique a explorar con sus propios medios qu capacidad expresiva tiene, sino que preste mucha atencin a lo que se est haciendo. Que visite museos, que visite centros de arte, que lea, que converse; que no solo se centre en eso que quiere hacer; que preste mucha atencin a lo concep-tual y ms todava a sus actitudes. Sus actitudes deben ser de bsqueda, de inquietud, de indagacin, en todo lo que tiene que ver con aquello que, en principio, le conmueve.

    Si te atascas, regenerar las fuentes de inspiracinCmo conservar la frescura? Regenerando las fuentes de ins-piracin que uno tiene. Cules son tus fuentes de inspiracin? Ponlas en una lista y piensa en qu nichos donde buscas ests encontrando lo que quieres. Si voy siempre por el mismo ca-mino, llego al mismo sitio. Si no quieres llegar al mismo sitio, no vayas por el mismo camino. Ve por otro. Igual te pierdes, pero quin te dice que no vas a encontrar un destino mejor?

    ... o de Academia

    Su caso, explica, no tiene nada que ver con esa inspiracin que viene de repente. No. Si est ce-nando con amigos, est cenan-do con amigos y si est en un concierto, est en un concierto. Cuando vengo al estudio es cuando ocurren las cosas. S que es cierto que hay temporadas en que ests encantado con lo que

    ests pintando y otras en que ves que no funciona, pero yo a eso no lo llamo inspiracin. Jams ha dicho a las doce de la noche tengo una inspiracin, me voy al estudio: Mi trabajo no tiene que ver con la inspira-cin: tiene que ver con lo que ocurra con el cuadro mientras estoy trabajando en l.

    Las cosas claras - PjM

    Famoso por ilustrar epi-sodios de la revolucin Francesa. Comenz su formacin en taller del rococ Franois Boucher. l le envi a aprender con Joseph-Marie Vien, ms clsico, que enseaba en la real Academia de Pintura y Escultura, actualmente el Museo del Louvre. David intent con-seguir cuatro veces la beca que cubra una estancia de cuatro aos en la Academia Francesa de roma. Como pensaba que se la negaban injustamente, deci-di hacer una huelga de hambre como protesta. Finalmente, en 1774 se la concedieron.

    Nadie sabe con exactitud cmo pintaba rothko sus lienzos, en los que la intervencin del artista parece ha-ber desaparecido. El artista de ori-gen letn tuvo tambin una etapa de formacin, que comenz tarde para el mundo de la pintura: con 20 aos. Primero se matricul en la Art Students League de Nueva York, en la que estuvo dos meses. En 1925 regres a Nueva York para ir al instituto New School of De-sign. Ese ao tambin recibe clases del pintor Max Weber, de nuevo en la Art Students League. Fuente fotografa: Mark rothko. Cuadros como dramas (ed. Taschen)

    Jacques Louis David(1748-1825)

    Mark Rothko (1903- 1970)

    Este Sin Ttulo es uno de los ltimos lienzos en el que ha estado trabjando Agorreta

    Dndeestudiar

    sAIc, chicagoUn crdito de una hora para estudios de grado cuesta 1.278 dlares

    American Academy of Art, chicagoLa matrcula, al ao, cuesta unos 24.000 dlares

    University of the Arts, LondresPara los alumnos interna-cionales el ao cuesta unas 13.000 libras University of the Arts, BerlnEl semestre, en todos los cursos, cuesta 250 euros e incluye un billete de trans-porte pblicoUniversitat Politc-nica de Valncia, EspaaEl crdito est entre los 12 y 14 euros

    Examinar hasta qu punto la pintura es algo ms

    Abril de 2012

    Fotografa: Jorge Nagore

  • De pequea, a Maite le encantaban los animales. Nada es-pecial, podra pen-sarse: lo mismo les sucede a otros muchos nios. Y as es, pero en este caso, esa pa-sin por la naturaleza era un in-dicio de lo que vendra despus. Cuando nuestra protagonista es-tudiaba en el instituto (el Nava-rro Villoslada) y empez a descu-brir cmo funcionan las clulas, qued fascinada. A partir de ese momento, tuvo claro qu quera estudiar: biologa.

    Sus padres, Jos Mara y Rosa, le aconsejaron prudencia, aun-que sin presionarla, por lo que se present tambin al examen de acceso a Medicina en la universi-dad. Pero Maite siempre procur hacer lo que en cada momento le gustaba, sin dejarse intimidar por lo arriesgado de sus eleccio-nes: Yo iba haciendo lo que a m me resultaba interesante, no me planteaba si en el futuro iba a poder vivir de eso. Y lo que a ella le interesaba era la biologa. Adems, razonaba, si las cosas no funcionaban, siempre habra tiempo de cambiar y dedicarse a otra cosa.

    No hizo falta. Al acabar la licen-ciatura se fue a Madrid, al Centro Nacional de Biotecnologa (de-pendiente del CSIC), para tra-bajar en una tesis sobre el virus de la gripe. All conoci a una de las personas ms importantes en su carrera: su directora de tesis, la doctora Amelia Nieto. Poco a poco, a medida que avanzaban sus investigaciones, Maite empe-z a centrarse en ciertos aspectos que le fueron llevando por una va un poco diferente a la que ini-cialmente se haba planteado.

    La aventura americanaAs, la gentica iba a ser el tema principal de sus indagaciones en la siguiente etapa de su for-macin: la estancia posdoctoral. Para ello viaj hasta Estados Unidos; concretamente, hasta Harvard, donde desarroll sus trabajos: primero en la Escuela de Medicina de la Universidad (la Harvard Medical School) y ms tarde en el Broad Institute (cen-tro dependiente de la Universi-dad y el MIT).

    La llegada a un sitio de ese ni-vel, que para algunos poda ser una experiencia casi mstica, no la turb. Poco dada a la mito-mana (ni siquiera tuvo un dolo que le sirviera de referente), ella estaba all nicamente porque poda aprender mucho en uno de los grandes focos mundiales de la ciencia. Eso s, su inmunidad

    El placer de buscarLos que estamos aqu es porque nos apasiona este trabajo, porque no es fcil, no vas a ganar mucho dinero ni te vas a hacer famoso

    ante los encantos del lugar no iba a privarla de algn pequeo choque cultural: Empec a tra-bajar en un grupo de investiga-cin donde casi todos eran chinos menos yo.

    En 2010 decidi volver a Pam-plona para estar cerca de su fami-lia. Una vez aqu, entr a trabajar en el Centro de Investigacin M-dica Aplicada (CIMA) de la Uni-versidad de Navarra. Ahora po-da desarrollar sus propias ideas con un equipo de gente que la ayudara. De hecho, dirige actual-mente una lnea de investigacin sobre algunos aspectos genticos del cncer. Experta en sortear di-ficultades, de momento ya ha lo-

    grado esquivar, al menos en par-te, el principal obstculo de todo cientfico: la falta de financiacin. Su proyecto fue recientemente se-leccionado entre muchos otros de diversos pases para recibir nada menos que 1,5 millones de euros de la Unin Europea.

    Ahora bien, aunque esta ayuda pueda parecerle a un profano en la materia una cantidad enorme de dinero, en el mundo de la in-vestigacin no es demasiado. Por eso, y aun con la lgica ale-gra de haber conseguido esta subvencin, Maite an recuerda las palabras que le dirigieron los evaluadores que la entrevistaron en Bruselas durante el proceso de

    concesin de la ayuda: Para todo esto que t propones, con un mi-lln y medio de euros no tienes ni para empezar.

    Pasin por su trabajoPorque investigar es caro. Sobre todo con los equipos tan sofis-ticados que se utilizan hoy en da en los experimentos. Unos ensayos que, muchas veces, ni siquiera dan los resultados es-perados. Son momentos duros, frustrantes. En el caso de Maite, la ayudan a superarlos su forma de ser -el no rendirse, querer lle-gar siempre hasta el final- y su entusiasmo por lo que hace: En general, los que estamos aqu es

    porque nos apasiona este trabajo, porque no es fcil, no vas a ganar mucho dinero ni te vas a hacer famoso.

    Es el modo de perseverar en un trabajo de tantos fracasos momentneos. Muchas veces un nico momento de triunfo, cuan-do ocurre lo que tanto tiempo se haba estado esperando, puede compensar todo lo dems, todas las decepciones anteriores, el es-fuerzo aparentemente sin recom-pensa. Pero, desde su experien-cia, Maite advierte que el secreto de la constancia no est solo en lograr el resultado final, sino en disfrutar con el propio proceso de bsqueda: El mismo hecho de estar buscando en un pajar tambin es divertido, aunque no encuentres la aguja.

    Para ello hace falta pasin, algo que ella echa en falta en las nuevas generaciones. Tiene la sensacin de que ahora la gente es menos idealista, de que hay demasiada preocupacin por el futuro: si se tendr un trabajo es-table, si se ganar suficiente dine-ro o si se podr tener una familia. La vida de Maite es una respuesta a esas dudas, ms an desde que dio a luz, hace poco ms de un ao, a su primera hija. Y quin sabe, tal vez un da a la pequea Maia tambin le encanten los animales

    MAITE HUARTE, INVESTIGADORA

    14 I Soadores con sueldo

    Perfiles Profesionales

    Licenciada en Biologa por la Universidad de Navarra.

    Doctora en Biologa por la Universidad Autnoma de Madrid con una tesis sobre el virus de la gripe, realizada en el Centro Nacional de Biotecnologa (dependiente del CSIC).

    Llev a cabo una estancia posdoctoral sobre cuestiones de epige-ntica en la Harvard Medical School y el Broad Institute de Harvard y el MIT.

    Directora desde 2010 de una lnea de investigacin sobre aspec-tos genticos del cncer en el Centro de Investigacin Mdica Aplicada (CIMA) de Pamplona. Su proyecto ha sido recientemente seleccionado por la UE para la concesin de una ayuda de 1,5 millones de euros.

    Trayectoria

    TEXTO SERGIO CLAVERO GARCA

    Tras estudiar el virus de la gripe, la doctora Huarte se centra ahora en el cncer. Fotografa: Cristina Graell

    Abril de 2012

  • Dnde formarse (y trabajar) a alto nivel

    Investigador del Centro Pfi-zer -Universidad de Gra-nada-Junta de Andaluca de Genmica e Investigacin Oncolgica (Genyo): investiga un elemento del ADN (retro-elemento Line-1) relacionado, entre otros, con el cncer y la hemofilia. Curs la carrera de Farmacia en la Universidad de Granada, donde se doctor en Biologa Molecular.

    Del Centro Nacional de Investigaciones Oncol-gicas (CNIO): estudia el estrs replicativo, un tipo de dao en el ADN implicado en la aparicin del cncer y el enveje-cimiento. Licenciado y Doctor en Bioqumica por la Universidad del Pas Vasco (UPV), realiz una estancia posdoctoral en el Natio-nal Cancer Institute de Bethesda (Maryland, Estados Unidos).

    Trabaja en el Centro Na-cional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC): explora el funcionamiento de las clulas madre adultas. Li-cenciado en Biologa y Doctor en Fisiologa Mdica por la Uni-versidad de Sevilla. Ms tarde hizo una estancia posdoctoral con el doctor Paul Frenette en la Mount Sinai School of Medicine (Nueva York).

    Del Laboratorio Europeo de Biologa Molecular de Mon-terotondo (Italia). Analiza la fase inicial del cncer y los procesos que provocan su reaparicin. Licen-ciada en Farmacia por la Universi-dad San Pablo CEU y Doctora en Biologa Molecular por la Universi-dad Autnoma de Madrid. Realiz una estancia posdoctoral en el Me-morial Sloan-Kettering Cancer Cen-ter de Nueva York.

    Jvenes con proyeccin

    Jos Luis Garca Prez (Granada, 1974)

    Licenciatura/Grado en Medicina, Biologa, Qumica o Farmacia (segn el campo de investigacin)

    Conocimiento de idiomas, especialmen-te el ingls (ledo y hablado)

    Estancias de formacin e investigacin en el extranjero

    Conocimientos infor-mticos y de orde-nacin y anlisis de bases de datos

    Capacidad de trabajo en grupo y desde una perspectiva multidis-ciplinar

    4321

    5La carrera investigadoraA los estudios de Gra-do les sigue el Ms-ter (con un mnimo de 60 crditos ECTS) y el Doctorado, que dura al menos 3 aos e incluye el aprendizaje de las tcnicas de anlisis y un trabajo de investigacin original (la tesis); en total, el alum-no habr completado un mnimo de 300 crditos. A partir de ah, puede ac-cederse a programas de prcticas y puestos de tra-bajo en distintas universi-dades, empresas, centros, institutos, etc., tanto en Espaa como en el extran-jero. Para ello existe una gran variedad de ofertas laborales, becas y ayudas.

    scar Fernndez-Capetillo (Bilbao, 1974)

    Simn Mndez Ferrer (Sevilla, 1976)

    Roco Sotillo (Madrid, 1975)

    Soadores con sueldo I 15

    investigacin cientfica

    Los pasos para llegar a ser investigador y los correspondientes programas del CSIC (Fuente: CSIC)

    Las cosas claras - PjM

    Centros del Consejo Supe-rior de Investigaciones Cien-tficas (CSIC): de carcter pbli-co y repartidos por toda EspaaCentro de Investigacin M-dica Aplicada (CIMA): situado en Pamplona, es el mayor centro de privado de investigacin del pas y trabaja en estrecha colabo-racin con la Clnica Universidad de Navarra (CUN)Centro Nacional de Investi-gaciones Oncolgicas (CNIO): creado por el Gobierno espaol a travs del Instituto de Salud Carlos III, se centra en investiga-ciones sobre el cncer

    Centro Nacional de Investigaciones Car-diovasculares (CNIC): equivalente al anterior en el campo de las enferme-dades cardiovascularesInstituto de Inves-tigacin Biomdica (IRB por sus siglas en ingls): institucin inde-pendiente y sin nimo de lucro con sede en Barcelona, centrada en el impulso a la investiga-cin multidisciplinar

    Universidades: algunas de las ms prestigiosas en el rea de la investiga-cin cientfica son la catlica de Lovai-na (Blgica), las britnicas Oxford y Cambridge, la Sapienza italiana o la de Utrecht (Holanda)Equivalentes del CSIC en otros pases: CNRS francs, Consiglio Nazionale delle Riserche italiano, Instituto Max Planck alemn, Con-sejo Cientfico Britnico...European Molecular Biology Laboratory: con laboratorios en Alemania, Francia, Reino Unido e Italia, est enfocado al estudio de la biologa molecular y se financia con dinero pblico

    Espaa ExtranjeroBroad Institute: vinculado al Whitehead Institute for Biomedical Research, con el que tienen un compromiso de colaboracin a largo plazo (joint venture), que incluye tambin a la Universidad de Harvard y el MITHoward Hughes Medical Institute: con sede en Chevy Chase (Maryland), es una de las fundaciones privadas ms grandes de Estados Unidos dedicadas a la investigacin mdica

    Lo que se busca en los nuevos investigadores

    Abril de 2012

  • Ao

    Hace diez aos, tras un par de meses sin fumar, la an-siedad amenazaba con apoderarse de un jovencsimo Eduardo Lapor-te. Y un trabajo poco estimulan-te como comercial fue la excusa para que, con veintitrs aos, se plantara ante un lpiz y un papel. Ahora, diez aos ms tarde, con-fiesa que encontr entonces una paz nueva que le enganch, hasta hoy. El punto de inflexin de este joven pamplons hacia el camino de literato fue la publicacin de la primera novela, Luz de noviem-bre, por la tarde. No se trataba, en absoluto, de un arranque conven-cional. Aparte de sentirse cmo-do con la pluma, Laporte perse-gua, a travs de la escritura, algo que iba mucho ms all. Su pri-mer libro le retaba a enfrentarse a unos recuerdos muy ntimos, ni ms ni menos que a la superacin de la muerte de su padre y de su madre. Tras esta primera presen-tacin en sociedad como escritor, hoy casi ya se ha acostumbrado a que le presenten con ese ttulo.

    Laporte, ahora con treinta y tres aos, reconoce que tomar la decisin de compartir todo ese material con lectores annimos fue un golpe duro. Pero me ani-m a hacerlo porque creo que la historia de mis padres es espe-cial, y quise inmortalizarla con este libro.

    Este escritor, que adems de vivir muy de cerca la muerte tambin estuvo en pleno contac-to con los procesos de enferme-dad de sus progenitores ambos murieron de cncer, en un mar-gen de tiempo de nueve meses-, confiesa que nunca hubiera tra-tado en sus textos el proceso de duelo si no hubiera pasado por l: Chjov, en sus Consejos a un escritor, lanza una adverten-cia rotunda: No escribas de lo que no conoces. Hay que escri-bir de lo que se ha vivido. Aun-que esto no significa que se co-nozca realmente, pero s se est en disposicin de conocerlo, de entenderlo, cuando se ha pasa-do por esa experiencia.

    Una musa: la realidadLaporte considera que, a travs de la experiencia, un escritor lle-ga a aliarse con los temas de sus obras. Segn l, es a travs de la experiencia personal asimilada con la que se puede, o al menos se intenta, acceder a su sincero co-nocimiento: Soy muy defensor de un cierto tipo de literatura ba-sada en la propia vida y en la ob-servacin de la de los dems. No me gustan las novelas especulati-

    La literatura, una fuente de aprendizajeEl requisito para escribir, segn este joven pamplons, es gozar contemplando y ser capaz de trasladar ese entusiasmo al papel

    vas, que hacen alquimia literaria, porque para m la literatura es una fuente de aprendizaje, no un entretenimiento. Se publican mi-les de novelas al ao en el mundo: qu menos que sean autnticas.

    Laporte, que estudi Comuni-cacin Audiovisual en la Univer-sidad de Navarra y ahora se ha especializado en Periodismo Cul-tural, dice que es capaz de poner-se el buzo de literato en cualquier circunstancia y contexto: en ba-res y cafs de todos los tipos, en autobuses, en trenes, de da, de noche S que hubo un tiempo en que para escribir me pona a escuchar, de manera obsesiva, te-mas de Chopin. Me daba un tono bueno para ponerme ese buzo.

    En cuanto a los mitos que ver-san en torno al escritor bohemio

    borracho, Laporte afirma que existe el convencimiento general de que el alcohol hace mejor al escritor, aunque cree que a pe-sar de que es cierto que muchos escritores han bebido ms de la cuenta, eso no significa que el alcohol haya contribuido a sus xitos literarios. Eran gente con talento que beban, nada ms. A menudo veo a jvenes que estn ms preocupados en beber whis-ky o fumar hachs que en educar su mirada literaria y en ponerse a escribir. Un buen escritor, con un dedo de caf, tiene droga ms que suficiente para escribir las mejores pginas.

    Quin no se ha puesto delante una hoja de papel y no se ha lle-vado la decepcin de encontrar ms que un par de palabras sin

    sentido? Laporte afirma que la hoja en blanco es, para un escri-tor, un campo de libertad. Es un lugar en el que expresarte a tu an-tojo. Es cierto que impone cierto respeto, pero tambin es fuente de placer. Como las mujeres, en cierta manera.

    Dudas sobre el futuroEste joven escritor tambin con-fiesa que su vocacin literaria pasa, de vez en cuando, por eta-pas de duda: Todava no tengo claro si lo mo es escribir, aunque cada vez me vaya sintiendo ms cmodo en esta etiqueta. Pero puede que un da decida dedicar mis esfuerzos a otras actividades creativas. Aunque en el fondo creo que el gusanillo literario, si lo tienes, no se muere nunca.

    La literatura me hace ms feliz. Quiz ello se debe porque uno va haciendo o cultivando lo que cree que es.

    Ante todo, Eduardo Laporte considera que la virtud ms im-portante para ejercer de escritor es el amor por la vida, por las co-sas, por los detalles: Ir con los ojos bien abiertos, pero sin forzar la mirada. Ser feliz contemplan-do, desautomatizando un poco la realidad. No perder la fasci-nacin por la vida, en cualquier de sus manifestaciones. La vida como museo. Y luego, lograr tras-ladar ese entusiasmo al papel.

    Sin embargo, Laporte conside-ra que la literatura no es una pro-fesin: O al menos en mi caso no me siento escritor profesio-nal. Estoy empezando y, por su-puesto, no me gano ni de lejos la vida. Afirma que, si tuviera que quedarse con algo de ella, sera con la libertad que da. Uno pue-de trabajar en cualquier parte y a cualquier hora, sin jefes, con la nica presin que se ponga a s mismo. Lo peor del oficio: que la soledad cansa, y que a veces es difcil echar el cierre y desactivar el cerebro, apagar la mquina de producir ideas.

    Tras el xito de su primera novela, Laporte no duda en re-tomar la escritura de algunos li-bros aparcados, con la voluntad de publicarlos. Uno de ellos es una novela autobiogrfica. Ade-ms, tambin lleva, desde prin-cipio de ao, un diario ntimo con vocacin de ser ledo.

    eDUarDo laporte, ESCrITOr

    Eduardo Laporte apuesta por los temas literarios basados en la propia experiencia. Fotografa: Mara Jos Fidalgo

    16 I Soadores con sueldo

    Perfiles Profesionales

    Nace en Pamplona.

    Con nueve meses de diferencia fallecen sus padres de cncer.

    Empieza a escribir para desahogarse. Se acaba de licenciar en Comunicacin Audiovisual en la Universidad de Navarra.

    Gana el premio del pblico en el certamen de jvenes artistas de Navarra, con El detective Ninguno y los enfants terribles.

    Luz de noviembre, por la tarde gana el primer premio de este mismo certamen.

    Publica las Postales del nufrago digital, una recopilacin de los mejores post que ha escrito desde 2005.

    Sale a la venta su primera novela, Luz de noviembre, por la tarde.

    Escribe un diario ntimo, con intencin de ser publicado, y tiene en mente publicar una novela autobiogrfica.

    1979

    20022004

    2006

    2008

    20112012

    Trayectoria

    TEXTO CRISTINA GRAELL SANTACANA

    2000

    Abril de 2012

  • Desde que aprend a es-cribir, regalaba poesas a mi padre que rimaban te quiero un montn con ca-min y escriba cuentos cuyo protagonista era el perro de mi vecina. Pero, al fin, la primera novela de esta joven burgalesa est a punto de salir del horno. Me debes un beso es una histo-ria gestada un verano de hace seis aos, justo unas semanas antes de que la autora empezara el Bachillerato. Ahora, Luca ya est acabando la carrera de Fi-losofa y est cursando Periodis-mo: ha llegado el momento en que su manuscrito llegue a im-pregnarse del olor a material de imprenta. No cabe duda de que Me debes un beso supone el arranque de la carrera de Luca; un inicio apadrinado y motiva-do por un escritor con algo ms de experiencia y buen amigo de la autora, Jos ramn Aylln.

    La aficin a la escritura del nio David le impulsaba a embarcarse a grandes pro-yectos como trilogas. stas aca-baban en pequeas redacciones o textos breves repletos de clichs que, de vez en cuando, se lleva-ban algn premio escolar. Cansa-do de probar y de ser incapaz de que ninguno de aquellos delirios acabaran siendo reales, en bachi-llerato realiz un trabajo de inves-tigacin cuyo tema era: observar el proceso de publicacin de un libro, basndose en su propia ex-periencia. Fue as como contact con una editorial que se mostr interesada en su futura novela. Este estudiante de Comunica-cin Audiovisual desea cumplir un romance literario: retirarme durante un ao en una cabaa de la Costa Brava para dedicarme nicamente a escribir. Sin prisas ni interrupciones y, obviamente, con todos los gastos pagados.

    Esta chica burgalesa tiene claro que estudia Perio-dismo porque puede prac-ticar uno de sus mayores place-res: el arte de escribir. Y no es de extraar. Con la mayora de edad recin estrenada bajo el brazo, Beatriz consigui cumplir un sueo que llevaba persiguiendo desde pequea: publicar su pri-mera novela. Cuarto de sol en el cielo est inspirada en un per-sonaje que todo el mundo cono-ce bien, pero no de la forma con que esta joven consigui dar la vuelta a Platn. ste se convirti en el protagonista de un cuento inspirado mientras cursaba la asignatura de Filosofa en Bachi-llerato. Aunque sea la primera novela que publica, no es la ni-ca que ha escrito ni tampoco la ltima de la que vamos a or ha-blar, ya que su segunda obra ya se encuentra dentro las paredes de una editorial.

    Todo comenz a mediados de junio de 2005 cuando, tras varios meses desarro-llando una posible historia lo bastante buena como para es-cribir un libro, Jorge se decidi en dar el paso y marcarse una nueva meta: conseguir publicar una obra propia. Y aunque no fue hasta marzo de 2011 cuando, por fin, el esfuerzo dio sus me-recidos frutos, este joven logr llegar a la meta que se propuso con su obra Las historias de la doctora Braun.

    Parece ser que a este chico de Gijn, estudiante de Gestin y Administracin Pblica, le gus-t mucho la experiencia, por-que el mismo ao en que sali al mercado su primera novela se embarc hacia la segunda, que tiene en mente publicar en 2013. El avance: al igual que la primera, se enmarca en el gne-ro de misterio.

    Jvenes con proyeccin

    Luca Mara Martnez AlcaldeEdad: 22 aos

    Libro: Me debes un besoEditorial Palabra

    Soadores con sueldo I 17

    escritor

    David Martos MompartEdad: 20 aos.

    Libro: Qui s en Pau? Editorial Setzevents

    Beatriz Snchez TajaduraEdad: 19 aos.

    Libro: Cuarto de sol en el cielo Editorial Gran Va

    Jorge Prez RiveroEdad: 21 aos

    Libro: Las historias de la doctora Braun Editorial ride

    Un joven de 85 aos con cuenta de emailramon Folch i Camarasa

    Es un joven escritor de 85 aos con gran experiencia en el arte de la escritura. Ha conseguido algunos de los premios ms reconocidos de la literatura de su tierra: en 1986 le concedieron la Creu de Sant Jordi, y ha ganado el premio Pere Quart, el premio Vctor Catal, el ramon Llull y el Ciutat de Barcelona, entre otros. Folch i Camarasa, noveno hijo del tam-

    bin escritor Josep Maria Folch i Torres, tiene autoridad para dar algunos conse-jos a aquellos escritores ms jvenes. Eso s, es un amante de su lengua y no podemos obviar que sus respuestas fue-ron originalmente escritas en cataln. La traduccin al castellano refleja levemen-te su joven y satrica personalidad. Para hacerse una idea, cabe destacar que, a su edad, tiene una cuenta de Gmail.

    No pidis nunca consejos a nadie.

    Si os dan algn consejo, agradecedlo, por educacin, pero no le hagis ningn tipo de caso.

    Escribid. Es indispensable. Si no escribs, difcilmente llegaris a ser escritores.

    Presentad vuestras obras a concursos, y no dejis de ha-cerlo, aunque os toque ganar alguno.

    No os propongis nada. Escribid porque os gusta escribir, porque sents la necesidad de escribir, porque os hace falta, porque no os sabis contener, porque estis embarazados de ideas, de sentimientos, de contradicciones y lo hacis parir.

    Escribid para descubriros a vosotros mismos, para saber quines sois, qu pensis, qu sents. El resto, la profesionalidad, el xito, los premios... Llegarn o no, y si llegan, sern como el postre del banquete celebrado a lo largo de la vida donde slo hay un solo comensal, el hombre que escribe: t!

    Las cosas claras - PjM

    1234

    5

    6

    Grado en Filologa Hispnica

    Grado en Estudios LiterariosUniversidad de Barcelona

    Mster en Creacin LiterariaUniversidad Pompeu Fabra de Barcelona

    Mster de Escritura Creativa en castellanoUniversidad de Iowa

    Talleres de escritura creativaLibrera Fuentetaja de Madrid

    Mster en Literatura comparada: estudios literarios y culturales Universidad Autnoma de Barcelona y Universidad del Pas Vasco

    Mster Universitario en Estudios Literarios Universidad de Alicante

    Dnde estudiar?

    Si yo fuera derrotista, que no lo soy, os dira: Soad cualquier cosa, creedme. Pero como soy tan optimista que incluso me imagino, en raros momentos de euforia, que he llegado a ser un escritor profesional, os dar algunos consejos:

    Abril de 2012

  • Abdel Jalil, el lder de los rebel-des libios, viva en una cabaa en la montaa de Bayda. Ese era su cuar-tel general mientras el pas se agitaba en plena revolucin y Gadafi trataba de reprimir las crecientes manifes-taciones que pedan su dimisin. El periodista espaol Mikel Ayestarn localiz el refugio de Jalil y perma-neci durante 48 horas en la puer-ta, con la esperanza de hacerle unas preguntas. Lo que estaba ocurriendo en Libia ocupaba las portadas de los peridicos de todo el mundo y l consider importante estar ah. Su paciencia tuvo premio y finalmen-te logr hablar diez minutos con el cabecilla rebelde. La entrevista sali publicada el 10 de marzo de 2011 en la portada de ABC. Fue una exclusiva mundial.

    El camino que condujo a Mikel Ayestarn hasta la remota cabaa de Jalil tiene mucho que ver con su for-macin de periodista y, sobre todo, con su pasin por viajar. Hoy, con 37 aos, conoce perfectamente la geografa y la historia de Afganistn, Irn, Tnez, Pakistn o Yemen. Ha trabajado en todos ellos como envia-do especial de varios medios espao-les. Su modelo freelance es atpico, pues ha mantenido colaboracin diaria con los mismos medios desde que empez: ABC, grupo Vocento y el canal vasco EITB.

    Siempre vuelve a casaEntre uno y otro viaje regresa a Az-peitia. Con su mujer y sus dos hijos, de tres aos y cinco meses, disfruta del pulso de la vida cotidiana. Pa-sea tranquilamente por sus calles, y lo que ms le gusta es tomar caf mientras lee el peridico en su bar de siempre, saludar a su prima que tra-baja cerca, hablar con los vecinos esa rutina clida en la que se conoce a las personas a fondo.

    Su trabajo en los turbulentos pa-ses de Oriente Medio no responde a un impulso repentino. Yo hice una progresin, como todos, no soy un romntico para esto. Tampoco devo-raba la informacin internacional. Durante los cuatro aos que dur la carrera, trabajaba cada fin de sema-na en la Volkswagen. Hizo el Mster de Periodismo de El Correo y UPV (Universidad del Pas Vasco).

    Una carrera comnMs tarde, en San Sebastin, traba-j cinco aos como diagramador en el Diario Vasco. Mikel se recuesta en la silla de aluminio, mirando a unos nios que juegan en la valla de en-frente, y recuerda: Empec a dejar de viajar por viajar y elega desti-nos de conflicto en mis vacaciones, pero en el trabajo no escriba. En 2005 decidi despedirse del diario y emprender rumbo a Estados Uni-dos, sin saber muy bien qu encon-

    Un sueo vasco en Oriente MedioHago lo que me gusta en los pases que quiero. Me interesan tanto que estoy todo el da colgado de sus peridicos. Que tu trabajo te guste y te enganche es una maravilla

    trara all. Fue una situacin difcil para Mikel, un nuevo entre mucha competencia. Justo por eso, afirma que aprendi mucho.

    Fue un ao ms tarde, en 2006, cuando se produjo el despegue de-finitivo, el punto de inflexin en su carrera profesional: esperando al avin para volver a casa despus de dos das en Libia, Israel bombarde el aeropuerto y Mikel pudo verlo desde dentro. Se qued cuarenta das en la ciudad, haciendo cobertu-ras para varios medios.

    La vida que sigueDesde entonces, se ha subido a una rueda de la que espera no bajarse nunca. No faltan las transmisiones de radio a horas tempranas desde tierra extranjera. Despus, dedica la maana a grabaciones, expediciones a puntos calientes y entrevistas. A la una y dos emite informativos, por la tarde la prensa. Es un ritmo que, confiesa: Cansa mucho de cabeza, adems hay das que te da la sensa-cin de que has perdido el tiempo. Aun as insiste en que es una carre-ra de fondo. Segn l, mucha gente busca slo cubrir la Champions Le-ague, pero hay que cubrir tambin la liga del da a da, sin tirar la toalla. Lo otro es ir a lo espectacular y choca de frente con el realismo de un hom-bre que adems sabe que su trabajo no tiene la cobertura que podra es-perar. Pero se encoge de hombros mientras comenta: Eso hay que asumirlo, trabajas para una minora de lectores. El resto ve los deportes, la informacin local y el espectculo.

    El miedo es algo que le acompa-ar siempre. Mikel habla de esa sensacin en la que no controlas la situacin. Aterrizar en un pas de cultura extraa, sin saber quin es quin del todo, son cosas descono-cidas que generan ese recelo, pero tambin asegura que es un miedo que se va superando con el tiempo. Cuando est trabajando, no es cons-ciente de que su vida corre peligro: No te das cuenta. Hombre, yo tam-poco soy de los que van al lmite y no me ha pasado como a Javier Es-pinosa en Homs: le cay un pepino a pocos metros, l se salv y los del otro lado de la pared murieron.

    Agur. Saluda a un paseante des-de la terraza del bar mientras pega el ltimo sorbo al caf. Con su hablar cercano y su aire del norte, afirma ser una persona abierta y exigente al mismo tiempo. Le gusta rodearse de buenos amigos cuando trabaja pero siempre se recuerda que est traba-jando, no visitando monumentos. Su mvil suena. Mails de contactos que escriben desde Medio Orien-te. Ahora est preparando el viaje a Afganistn. Sale en cuatro das, y es-perar las horas que haga falta para conseguir lo que quiere.

    MikeL ayeStarn, COrrESPONSAL DE GUErrA

    Normalmente saco slo billete de ida, pero tampoco estiro las historias ms de la cuenta, dice Mikel de sus viajesFotografa: cedida

    18 I Soadores con sueldo

    Perfiles Profesionales

    TEXTO MARA LACHIONDO CAMUAS

    Mikel se matricula en Periodismo en la Universidad de Navarra.

    Se saca el mster de Periodismo de El Correo y la Universidad del Pas Vasco.

    Se estrena profesionalmente en El Faro de Ceuta.

    Diario Vasco. Trabaja cinco aos como diagramador en la redaccin.

    Se despide del diario y viaja a Amrica, empezando a dibujar su sueo.

    Gran oportunidad. Cubre el bombardeo del aeropuerto libio durante 40 das.

    Hoy y durante seis aos es un periodista freelance consolidado que cu-bre grandes conflictos en Oriente Medio. Trabaja para el peridico ABC.

    trayectoriaEDAD

    18 aos22 aos23 aos25 aos30 aos31 aos

    37 aos

    Abril de 2012

  • Periodista freelance. Licen-ciada en Comunicacin Audiovisual por la Univer-sidad de Navarra (2003). Duran-te la carrera trabaj cinco meses para la radio COPE en Pamplona. Despus hizo un ao de prcticas en Madrid, en diferentes canales y productoras, y en 2005 trabaj en Diario de Noticias de Navarra durante un ao y medio. Trabaja para diarios, revistas y sobre todo para Grupo Noticias.

    Periodista y fotgrafo. Na-cido en Navarra, licencia-do en Periodismo por la Universidad de Navarra. Tra-baj en PrISA.com (Madrid) y ahora, como freelance, ha tra-bajado para medios como La Vanguardia, BBC Mundo, ABC y otros peridicos regionales. Ha viajado a Kenya, Argelia, Groenlandia, Kirguistn, Boli-via, Uruguay, Chile, Islandia o reino Unido, entre otros.

    Se considera un periodista satlite. Licenciado por la Universidad de Navarra. Afirma que su profesin en s no es rentable cien por cien, y por eso dedica su tiempo a otros trabajos para hacer lo que le gusta: viajar y hacer periodismo. Nada ms terminar la carrera, trabaj como profesor y en una redaccin. Con 24 aos, hizo un viaje de nueve meses por las zonas ms deprimi-das de los cinco continentes.

    Se matricul en la Universi-dad Complutense de Ma-drid. Hizo prcticas en el Heraldo de Aragn durante el servicio militar en Zaragoza, y descubri la informacin inter-nacional. Despus de dos aos en Washington, volvi a Espaa y pas por varios diarios econ-micos.Trabaja para El Pas desde 1992 y ha cubierto como enviado especial numerosas guerras y conflictos blicos.

    Voces con kilmetros en la suela

    Erika Jara 30 aos

    La TribuLos ojos de la guerra es un libro que hace homenaje a Miguel Gil, muerto en 2000 en los Balcanes. Era, como lo definen sus compaeros Manuel Legui-neche y Gervasio Snchez, el de la mirada limpia, honrada y modesta que lleg en una moto de trial desde Barcelona a Sara-jevo sin un duro en el bolsillo, incuestio-nable como corresponsal y como persona. Por extensin, el libro es una recopilacin de memorias que escriben numerosos pe-riodistas de renombre, como Christiane Amanpour (corresponsal jefe de CNN), ramn Lobo, Arturo Prez-reverte o Al-fonso rojo. Memorias sobre Miguel Gil y otros, sobre la vocacin del periodismo de guerra, y las escribieron sin cobrar por ello. En uno de los captulos, Javier reverte (periodista espaol, escritor y viajero) ha-bla de la tribu, un trmino acuado por el tambin periodista Manuel Leguineche.

    Daniel Burgui27 aos

    Ander Izagirre36 aos

    Ramn Lobo57 aos

    Soadores con sueldo I 19

    CorresPonsal de guerra

    Corresponsal de El Mundo.Natural de Mlaga, aunque se siente de Tenerife. Comenz a colaborar con peridicos regionales, donde descubri que la informacin internacional y los conflictos blicos le atraan. Por eso, despus de estu-diar Periodismo en Madrid, viaj a Londres nueve meses para apren-der ingls mientras escriba crnicas y ahorraba, cocinando el sueo. En 1999 fue secuestrado por una gue-rrilla en Marruecos. Sali ileso.

    Javier Espinosa48 aos

    No voy a hablar aqu de los especmenes que se cuelan ocasionalmente en la llamada tribu, vestidos con chaquetas de pescador de truchas y dedicados a hacerse fotos delante de los cadveres y de los tanques destruidos por los obuses, con la es-peranza de que al regresar a casa, se les vitoree por su valor () estas lneas van diri-gidas a aqullos otros, varios de ellos amigos mos, cuyo estmago se ha revuelto en mil ocasiones para cumplir un deber que ellos consideraban sagrado en su trabajo: vivir el horror para relatarlo. Las cosas como son - PjM

    Mis dos consejos son ho-nestidad y respeto. es bueno ver la verdad desde todos los puntos de vista que se pueda y procurar no estancarse en ideologas determinadas, prejuicios, o tpicos hechos

    a m me ha llevado aqu la curiosidad, especialmente por la gente. en la mochi-la, lo que nunca faltan son mapas y guas. est bien caer como un paracaidista, pero hay que leer sobre el sitio. as consigues una informa-cin ms veraz, y no hay nada que d mas satisfaccin que eso

    en mi caso, el mayor mito es la idea de que estoy todo el da por ah. Pero la mayor parte del tiempo la paso sentado delante de un or-denador. Por cada mes que viajo, empleo seis en mi casa trabajando. Lo que la gente ve es lo espectacular, pero detrs de ese par de viajes gordos hay muchas horas de vida sedentaria

    La nuestra es una profesin que necesita refundarse, re-gresar a las esencias, dejar-se de tanto lo dice twitter como si twitter fuese una agencia donde se comprueba todo. Sin calidad no podre-mos cobrar

    Durante mis aos en poca aprovechaba las vacaciones para irme a la guerra en los Balcanes. Me compraba un Seat 127 de quinta mano, lo arreglaba, me iba con l a Cro-acia o donde fuera hasta que lo rompa. a lo mejor un da me revienta la cabeza

    3. CeU San PabloALUMNOS: 471 / PrOFESOrES: 78 / NOTA DE COrTE: - / PLAZAS: 90 / DUrACIN: 5 aos / PrECIO OrIENTATIVO: 8.690 euros

    Los alumnos estn obligados a realizar prcticas du-rante tres meses a travs de los ms de 3.000 conve-nios de cooperacin educativa suscritos con empresas e instituciones. A partir del prximo curso se implan-tarn los nuevos Grados segn el EEES.

    1.Universidad de navarraALUMNOS: 400 / PrOFESOrES: 200 / NOTA DE COrTE: Prueba Propia / PLAZAS: 160 / DUrA-CIN: 4 aos / PrECIO OrIENTATIVO: 8.232 euros

    Apuestan por la formacin complementaria como valor diferencial a la hora de buscar trabajo. Por ello, se ofertan diversos itinerarios de especializacin personalizados y se fomenta la realizacin de cursos en el extranjero en centros tan distinguidos como la University of Missouri, University of North Carolina o George Washington University.

    2. Complutense de MadridALUMNOS: 3.945 / PrOFESOrES: 315 / NOTA DE COrTE: 5,82 / PLAZAS: 735 / DUrACIN: 5 aos / PrECIO OrIENTATIVO: -

    Mantiene el segundo puesto entre las mejores del pas tanto por la excelencia de sus doctorados de Comuni-cacin como por el grado de insercin laboral entre sus licenciados: el 98,1% encuentra trabajo antes de seis meses desde la finalizacin de sus estudios.

    Estudios de periodismo

    Abril de 2012

  • Las cataratas son un malestar para cual-quiera que las padez-ca. Molestias, opera-ciones quirrgicas, visin daada, posible ceguera pero nadie se imagin jams que para un nio pudieran ser la puerta de entrada a un sueo, que hoy, se ha hecho realidad: Fernando Trullols, que recogi el Goya al mejor cortometraje 2011 por El barco pirata, anhel su profesin desde que el oftalmlo-go le recet con 3 aos ver una y otra vez El libro de la selva para ejercitar la visin.

    Por suerte, la enfermedad se cur en pocos aos y tan solo le dej el recuerdo de sentarse fren-te al televisor, lo que result ser el detonante de una imaginacin explosiva y nacida para los roda-jes. Con seis aos no paraba de contar historias a mis amigos, in-cluso dibujaba mis propios story-boards. Lo tena claro: yo quera hacer cine. Para alcanzar esa meta, sin embargo, apost por el camino ms seguro y cercano a lo que quera ser, aconsejado por sus padres: Decid estudiar Comunicacin Audiovisual por prudencia y lgica, porque una cosa es querer hacer cine y otra, hacerlo de verdad. Y yo era cons-ciente de los peligros del cine, sobre todo de la inestabilidad de este tipo de trabajo. Adems, Fernando senta una gran fasci-nacin por la radio, una profe-sin a la que hoy se dedicara si no fuera director. Sin embargo, tanto los proyectos de carrera como los que empez al termi-narla le alejaron del micrfono y le colocaron en el centro de su primera ambicin.

    3 El empujnSe dice que quien quiere, arries-ga, y Fernando no es una excep-cin: si al terminar la carrera no hubiera pedido por carta a Lus Garca Berlanga colaborar con su ltima pelcula, el recin li-cenciado no habra comenzado a formarse como ayudante de direccin ni tendra hoy un mo-delo tan definido como su primer maestro: Para m era un genio absoluto. Amo su locura, su hu-mor, su caos. Lo admiraba antes de conocerle y quise trabajar con l, porque era una persona que irradiaba a los dems con una fuerza, y amaba tanto su traba-jo solo hace falta ver sus pelcu-las para verlo.

    Ser ayudante de direccin de Garca Berlanga en Pars Tom-buct le introdujo en el oficio: gan experiencia, hizo contactos y comenz a formar parte de dife-

    Luces, cmaras... Goya!El quin, el cundo y el por qu de un sueo de cine

    rentes proyectos con directores. Todos los trabajos me han deja-do un poso bueno, aunque hayan sido tambin experiencias duras. Si no hubiera sido por mis ocho aos de ayudante no habra sabi-do manejar y amortizar los recur-sos para rodar El barco pirata.

    2 Travesa y tripulacinFernando lleva en su cartera la magia y la melancola del cine de los setenta y ochenta. La Guerra de las Galaxias, Indiana Jones, Karate Kid, Regreso al futuro, Los Goonies... pelculas que mar-caron una generacin, y que no puede dejar de nombrar aoran-do la sensacin le invada cuando

    entraba en el cine, la misma que quiere transmitir con sus pelcu-las: Quiero devolver al pblico la magia, la experiencia nica de ir al cine, que ahora se est banali-zando por tener pantallas por to-dos lados la gente ya no valora igual las pelculas porque reciben informacin constante de ellas. Con el deseo de poder transmi-tir esa sensacin a su propia hija de cuatro aos, naci El barco pirata: Mi amigo Arturo, que haba fundado su productora, Bastianfilms, nos anim a m y a mi compaero de infancia, Pepe Combala, a poner en marcha de una vez un proyecto nuestro. Esa misma noche se me ocurri

    la idea: quera contarle quines son los Reyes Magos a mi hija. Si nos hemos acercado un poco a ella con el corto, y a todo el que lo ha visto, ya es suficiente. Por eso Fernando ha entendido el Goya como un regalo de cumpleaos para su hija, pero tambin como un regalo para l y todo su equipo de parte de los que ha apoyado el proyecto: Es cierto que el Goya nos va a abrir puertas, pero lo ms importante ha sido recibir la alegra de tanta gente, ir ms all de la gala. Al final lo ms sa-tisfactorio ha sido ver cmo cada persona ha estado en su lugar en el momento justo para que el proyecto saliera adelante.

    1: Soy director de cineEl temor de Fernando y de sus pa-dres sobre la vida del cine era cier-to. Para Fernando hacer pelculas es un arma de doble filo, porque la satisfaccin de llevar proyectos personales a los ojos de miles de espectadores lucha contra la incer-tidumbre de no saber si cada uno de esos proyectos finalmente se desinflar o no, y de no tener la frmula para llegar al pblico. La tensin, los horarios irregulares, la falta de presupuesto y el trabajo contrarreloj son el pan de cada da en la vida de Fernando, pero tam-bin lo son la ilusin y la conciencia de querer dar la posibilidad de dar a todos los miembros del equipo las mejores condiciones para que den lo mejor de s mismos.

    Tras El barco pirata, los nuevos proyectos de Fernando giran en torno a Bastianfilms y a su ami-go Pepe Combala, con quien ya ha empezado un nuevo guin. Trece aos han pasado desde que trabaj con Berlanga, y los con-sejos que se dara a s mismo con 22 aos son, probablemente, los que se repite cada da: No pier-das la ilusin, porque te caes una y otra vez y vuelves a levantarte, mira hasta donde hemos llega-do. Nada est escrito, haz lo que sientas porque en realidad sabes lo que tienes que hacer.

    FErnando TrullolS, DIRECToR DE CINE

    Fernando Trullols rod en tres das El Barco Pirata. Fotografa: Arturo Mndiz

    20 I Soadores con sueldo

    Perfiles Profesionales

    Trayectoria

    TEXTO NURIA MORALES BENITO

    Nace en Barcelona.

    Comunicacin Audiovisual en la Universidad Pompeu Fabra.

    Prcticas como ayudante de direccin en Pars-Tombuct de Juan Lus Garca Berlanga.Cortometraje Dos.

    Cortometraje Desde la ciudad no se ven las estrellas.

    Ayudante de direccin en ms de 30 pelculas: La vida secreta de las palabras, No me pidas que te bese porque te besar, Tres metros sobre el cielo...

    Rodaje de El barco pirata y Goya al mejor cortometraje.

    Filmando Una pistola en cada mano como ayudante de direccin.

    19781996-99

    1999

    20002000-12

    20112012

    Abril de 2012

  • Si algo saben los que se dedican a la filmografa, es que hay miles de ca-minos que te llevarn a Roma. El productor de El barco pirata ejemplifica uno de ellos: Artu-ro ya se haba licenciado como Ingeniero de Caminos cuando se decidi a dedicarse a lo que realmente le apasionaba, el cine. Por eso, estudi la carrera de Comunicacin Audiovisual y, tras realizar unas prcticas en Filmayer, hizo un mster en

    gestin audiovisual en la capi-tal. Despus, volvi a Barcelona y pudo fundar Bastianfilms, una productora para rodar pelculas y documentales de jvenes ci-neastas implicados en sus pro-yectos y con ganas de trabajar, como pone en su pgina web.

    Los dos mandamientos de Ar-turo en su trabajo son, por un lado, la conciencia de lo arries-gado y complicado que es intro-ducirse en el panorama laboral del cine espaol, y por otro, la

    satisfaccin de conseguir llevar a la pantalla los dramas y las alegras del ser humano. Pero conseguir esto tiene sus difi-cultades, y la mayor de ellas, el dinero. Dedicarse al mundo de la produccin supone tratar de convencer, una y otra vez, a cientos de patrocinadores de que un proyecto vale la pena. Los requisitos para lograrlo son, segn Arturo, ser inquiero y meterse en todos los rodajes que se pueda para hacer contactos y

    entender a fondo cmo se pro-duce una pelcula en Espaa.

    Por eso, los consejos que le da a una persona que quiera dedi-carse al cine son: Que sea in-quieto y se meta en todos los ro-dajes que pueda. Es importante que vaya conociendo a gente del mundillo y que piense en hacer un mster que le permita ampliar sus agenda de contac-tos, adems de conocer a fondo cmo se produce una pelcula en Espaa.

    Para llegar al cine hay que moverse

    Pocas personas saben que uno de los directores de cine ms afamados y con-trovertidos de EE.UU tuvo su primer contacto con el cine des-de el mostrador de un videoclub en una playa de Manhattan. Gra-cias al trabajo conoci a Roger Avary, un estudiante con el que escribira sus primeros guiones, y al productor John Langley, que les contrat para rodar una pel-cula sobre artes marciales. Poco despus conocera al productor Lawrence Bender, quien impul-s el guin de Reservoir Dogs y llevara a Quentin al estrellato.

    Fernando Trullols no es el nico que se enamo-r del cine gracias a una enfermedad. Martin Scorsese, que volvi a deslumbrar a Ho-llywood este ao con Hugo, empez a disfrutar del cine casi por prescripcin mdica: al tener asma, no poda practi-car deportes ni jugar del mis-mo modo que el resto de los nios. Las pelculas se convir-tieron entonces en una va de escape para pasar su tiempo libre y en un lazo de unin con su padre, con quien iba al cine todos los fines de semana.

    Cuestin de abrirse paso

    Quentin Tarantino (1963, Tenessee)

    Martin Scorsese(Nueva York, 1946)

    Soadores con sueldo I 21

    Director De cine

    Arturo MndizProductor de El Barco Pirata

    La experiencia de un productor:

    La fama de Kathryn Bige-low va mucho ms all de su relacin con James Cameron. Ser la primera mujer que recibir un scar como me-jor directora (En tierra hostil) le bast para obtener un prestigio merecido, pese a las crticas de la masculinidad de sus pelculas. Su respuesta ante esto es sta: Cuando te sealan con el dedo para marcar que tus pelculas estn bien hechas, y que parecen realizadas por un hombre, quie-nes quedan en ridculo son los que lo afirman. Para m, el cine no es cuestin de gneros.

    Las cosas claras - PjM

    Kathryn Bigelow(California, 1951)

    Una buena carrera: Comunicacin audiovisualLos msteres son tiles para aprender y hacer contactosCuestin de carc-ter: tener paciencia e ilusin y saber trabajar en equipoConstancia: hacer proyectos personales, escribir guiones y pre-sentarlos a concursos

    1234

    Algunos consejos

    567 8

    Buscar unas prcti-cas y conocer gente a travs de ellasIr al extranjero no es obligatorio, pero s enriquecedorAgenciarse un maes-tro y referentes en el cineTomarse la pro-fesin como algo personal, no como una fuente de riqueza

    Icar (derecha de la foto) es-cogi el rodaje del cine, de-butando con 15 aos como protagonista en El Sur de Vctor Erice. Marina (izquierda de la foto) opt por el mundo de la in-terpretacin, el canto y la direc-cin escnica. Hoy, las herma-nas Bollan son estandartes de la produccin cultural espaola, y sus estrenos -la pelcula Kat-mandh, un espejo en el cielo, de Icar, y La Regenta, adaptada y dirigida por Marina- han naci-do de su mutua colaboracin y consejo, pse a los diferentes ca-minos que han escogido.

    Marina e Icar Bollan(Madrid, 1967)

    En boca de todos...La fotografa es verdad. Y el cine una verdad 24 veces por segundo. Jean Luc Goddard

    El cine no es un trozo de vida, sino un pedazo de pastel. Alfred Hitchcock

    Mi mtodo para encontrar el argu-mento de una pelcula es sencillo. Con-siste en meter a la gente en apuros y en hacerla salir de ellos. Charles Chaplin

    El negocio del cine es macabro, gro-tesco: es una mezclas de partido de ft